Las Provincias

La jornada continua abre una confrontación por el horario de los conserjes

Alumnos entran en el colegio.
Alumnos entran en el colegio. / J. M. / EFE
  • Los bedeles reclaman al Ayuntamiento de Alicante adaptarse al cambio lectivo y salir a las 15.00 horas, pero los directores quieren que estén hasta las 17.00 cuando finalizan las actividades extraescolares

La jornada continua ha vuelto a salir a la palestra. El cambio en la organización lectiva que aplican la mayoría de colegios desde el pasado 1 de octubre ha llevado al colectivo de conserjes de Alicante a reclamar el mismo horario que el de los docentes al considerar que no tiene ningún sentido continuar con la partida. Quieren acabar a las 15.00 horas, pero los directores de colegios piden que se cubra el servicio hasta las cinco de la tarde porque es cuando terminan las actividades extraescolares gratuitas que están obligados a ofrecer a los alumnos. Unos y otros están dando pasos para sacar adelante sus reivindicaciones.

Los sindicatos representantes en el Ayuntamiento (SEP, CSIF, UGT y SPPLB) recordaron ayer que el alcalde, Gabriel Echávarri, ha aceptado que tengan la jornada intensiva de 8:00 a 15:00 horas y el tema se llevará a la mesa de negociación para su modificación. «Estamos totalmente de acuerdo con la propuesta planteada por la parte social y asumida por el alcalde del Ayuntamiento como máxima autoridad», destacaron a través de un comunicado.

Mientras, los directores de Primaria se reunían en la mañana de ayer con la concejal de Educación, María José Espuch, quien les informó que el horario de los bedeles no era de sus departamento y dependía de Personal, por lo que han pedido un encuentro con el primer edil que esperan que se celebre la próxima semana. Su objetivo, según explicaron, es que se garantice el servicio de apertura y cierre de los colegios -es decir, hasta que finalicen las extraescolares-, pero matizaron que en ningún caso van en contra de los conserjes.

La secretaria del SEP en el Ayuntamiento, Cristabela Zornoza, recordó que con la jornada partida se cubría el horario lectivo, es decir, de 9.00 a 13.00 horas y de 15.00 a 17.00 horas (el del comedor es por parte de los monitores de las empresas). Tras las votaciones del pasado 15 de septiembre, la mayoría de las familias apoyaron el cambio. Según el SEP, con esta petición los conserjes seguirán cubriendo el horario lectivo. Por su parte, el sindicato CC OO solicitó ayer por registro que se «abra un diálogo entre las partes afectadas que permita la puesta en marcha de la jornada continua para el personal auxiliar de servicios sin perjuicio del cumplimiento de las competencias que el Ayuntamiento tiene en educación».