Las Provincias

El conseller de Hacienda y Modelo Económico, Vicent Soler, presenta los Presupuestos de la Generalitat de 2017 para la provincia de Alicante.
El conseller de Hacienda y Modelo Económico, Vicent Soler, presenta los Presupuestos de la Generalitat de 2017 para la provincia de Alicante. / A.D

Soler dice que las diputaciones deben ayudar a los municipios

  • Respecto a Ciudad de la Luz, el conseller de Hacienda ha afirmado que la Generalitat sigue trabajando para que «todo lo que pueda ser salvado, sea salvado»

El conseller de Hacienda, Vicent Soler, ha alertado este lunes que la función "congénita" de las diputaciones provinciales es la de ayudar a los municipios, por lo que ha recalcado que para que el Fondo de Cooperación Municipal funcione debe haber "colaboración".

Soler se ha pronunciado así ante las preguntas de los medios sobre las exigencias de la Diputación de Alicante --reclama 70 millones de euros a la Generalitat por competencias impropias ejecutadas--, para participar en el Fondo.

Tras explicar en Alicante la inversión en la provincia prevista en los Presupuestos de la Generalitat Valenciana para 2017, el titular de Hacienda ha matizado que la colaboración debe implicar a Europa, la propia Generalitat y las tres diputaciones para "hacer un montante suficiente para sacar a los ayuntamientos de la anorexia financiera".

Soler ha mantenido que se trata de un fondo no finalista que otorgará autonomía de decisión a los municipios, que están "maniatados en muchas cosas". En ese sentido, ha recordado que el fondo fue creado en 1999 y, sin embargo, no había sido dotado desde entonces.

A su juicio, es "genuino" a las diputaciones ayudar a los municipios y "qué manera mejor que sumarse al Fondo de Cooperación Municipal", ha remarcado. "Vamos a hacer todo lo que esté en nuestra mano. La Diputación de Valencia ha dicho que sí y estamos convencidos de que la Diputación de Alicante dirá también que sí porque es sustancial en la naturaleza política e institución".

Ciudad de la Luz

Por otra parte, respecto a Ciudad de la Luz ha afirmado que el Consell sigue trabajando para que "todo lo que pueda ser salvado, sea salvado" y ha preferido mostrarse cauto para evitar "levantar falsas expectativas".

"Se está trabajando mucho y es posible que aquello que podría ser una auténtica catástrofe en todos los sentidos, incluso ambiental, porque se puso cemento en un espacio privilegiado frente al Mediterráneo, diríamos que pueda ser salvado", ha afirmado.

La Unión Europea declaró ayudas ilegales de Estado las inyecciones de capital en el complejo cinematográfico y obligó al anterior Consell del PP a celebrar una subasta que quedó desierta, como también la que ejecutó el actual gobierno valenciana.

Ante esa situación, la Generalitat solicitó a la Unión Europea la transmisión de los activos del complejo al ser el único socio y acreedor de los mismos.

"La herencia era muy intrincada, la comisaria de la Competencia estaba muy encima, con los 'lobbies' cinematográficos británicos, y estamos intentando rescatar lo máximo posible la inversión que hicimos entre todos", ha incidido.

COEPA

Por otra parte, preguntado por el futuro de la patronal alicantina COEPA, en concurso de acreedores y pendiente de la resolución sobre el edificio de formación del barrio de Babel, Soler ha insistido en que la dación en pago de ese inmovilizado "no es correcta".

"El Consell anterior ya dijo que la dación en pago no era lo correcto. Nosotros así también lo entendimos porque efectivamente no podía solventar las deudas que tenía COEPA con la Generalitat", ha defendido, y ha explicado que eso se ha "luchado hasta el final, pero el juez ha hablado. Si habla el juez poco podemos decir, deberemos acatarlo".