Las Provincias

EUPV llevará de nuevo a Bruselas los «problemas» del vertedero

  • Algunos veicnos afectados han desarrollado "sensibilidades químicas"

La eurodiputada de IU Paloma López se ha comprometido a presentar una pregunta al Parlamento Europeo sobre los "problemas" que la planta de reciclaje de residuos sólidos urbanos del municipio alicantino de El Campello causa a los vecinos de las poblaciones cercanas desde su puesta en marcha, en 2009.

López, junto con el parlamentario de EUPV en el Congreso de los Diputados, Ricardo Sixto, y la representante de esta coalición en la Diputación de Alicante, Raquel Pérez, se ha reunido con miembros de la asociación de afectados de este vertedero, ubicado en Les Canyades, dentro del término municipal de El Campello, para recabar sus demandas.

La eurodiputada elevará una pregunta al Parlamento Europeo para saber si "realmente" se hizo un informe sobre el impacto medioambiental de la instalación de El Campello, si ésta cumple con los requisitos establecidos para este tipo de actividad y si "son conocedores del incremento de casos de personas que han enfermado en los últimos años", según han informado hoy fuentes de EUPV.

Las mismas fuentes han asegurado que algunos de estos afectados han desarrollado "sensibilidades químicas".

EUPV vuelve a pedir a Bruselas que "investigue qué sucede con la gestión de los residuos y la posible contaminación que los mismos están originando debido a las emisiones gaseosas que generan malos olores y molestias a los vecinos, sin olvidarse de los vertidos de lixiviados y que en el mes de febrero de este mismo año provocaron la aparición de charcas negras localizadas", según la coalición.

López ha afirmado que esta planta "está envuelta en polémica desde el primer momento, tanto por su ubicación demasiado cerca de las viviendas y su localización entre dos barrancos como por sus características de 'macrovertedero', pues da servicio a 52 municipios".

Sobre este tema, el Síndic de Greuges de la Comunitat, José Cholbi, instó en octubre pasado a las administraciones a adoptar medidas "realmente eficaces para eliminar los fuertes olores" de este vertedero, que "están afectando gravemente a la salud de los vecinos durante muchos años", según informaron entonces fuentes de esta institución.

Ésta es la segunda vez que el Defensor del pueblo valenciano ha amparado las denuncias en ese sentido de los vecinos de La Coveta y Venta Lanuza.

El Síndic de Greuges ha pedido a las administraciones competentes que actúen con "firmeza para terminar con las graves molestias" que estos ciudadanos "llevan padeciendo desde hace muchos años por el intenso hedor emanado" de dicha planta.