Las Provincias

Manuel Mata dejará la portavocía del PSPV tras el debate de presupuestos

  • El parlamentario, que ya ha comunicado a Puig su decisión, ha sido muy crítico con la abstención a Rajoy y con las concesiones a Podemos

Manuel Mata abandonará la portavocía de Les Corts tras el debate de los presupuestos de la Generalitat de 2017, que comienza la próxima semana en el Parlamento valenciano. La decisión ya se la ha trasladado el propio diputado a la dirección del PSPV y a Ximo Puig, que mantiene esperanzas en hacerle cambiar de opinión. El Síndic socialista asumió la portavocía del grupo parlamentario en el arranque de la legislatura y durante este año y medio no solo se ha convertido en uno de los escudos más importantes para el jefe del Consell, sino que su papel ha sido determinante para limar asperezas en las relaciones entre el PSPV y Compromís. Su salida coincidirá con el parón de la actividad en Les Corts por Navidad

La marcha de Mata constituye una severa contrariedad para el jefe del Ejecutivo valenciano. El perfil del diputado socialista, un abogado con dilatada trayectoria política y de probada oratoria, ha permitido al grupo socialista resolver no pocas negociaciones delicadas con el resto de grupos -la renovación del Consell Jurídic es la última de ellas-.

¿Y a qué obedece la decisión? Hace un mes el portavoz socialista remitió un escrito a Puig en el que le informaba de su posición en relación con el debate que se abría en el PSOE respecto a la investidura. En plena batalla por el liderazgo del partido, Mata ya anticipó una posición, la del no a Mariano Rajoy, que concretó en los dos comités federales celebrados por su partido. La postura del portavoz parlamentario no es la de Puig, que el pasado domingo votó a favor de la abstención de los socialistas en la investidura de Mariano Rajoy.

Algunas fuentes aseguran incluso que el portavoz socialista habría llegado a plantearse abandonar su puesto en el caso de que Puig le hubiera instado a abstenerse en esa votación -cosa que no ocurrió-.

La salida de Mata se convertiría así en la primera renuncia en el seno del socialismo valenciano vinculada a la posición mantenida por el secretario general en relación con el debate orgánico.