Las Provincias

El acusado a su llegada al juzgado para la celebración del juicio.
El acusado a su llegada al juzgado para la celebración del juicio. / A.D

Declaran culpable al acusado de matar a su mujer a sartenazos

  • Lo hechos ocurrieron durante una discusión en el domicilio familiar en Xàbia, donde el hombre le propinó reiterados golpes en la cabeza con una sartén delante de sus dos hijos menores, de 12 y 7 años, y de su suegra

Un jurado popular ha declarado hoy culpable, por unanimidad, de un delito de homicidio a un hombre acusado de matar a su mujer a sartenazos en la localidad alicantina de Xàbia, el 1 de marzo del pasado año, según han informado a EFE fuentes jurídicas.

Hanane Oulad Chigar Berohgo, de 43 años, falleció el 9 de marzo del pasado año en un hospital de Dénia a consecuencia de las lesiones craneales que le había infligido ocho días antes su esposo, Mouline Bouhal, de 40 años y, como ella, de nacionalidad marroquí.

En el transcurso de una discusión ocurrida en el domicilio familiar, en la avenida Juan Carlos I de Xàbia, el hombre le propinó reiterados golpes en la cabeza con una sartén delante de sus dos hijos menores, de 12 y 7 años, y de su suegra.

La fiscalía, la acusación popular, que ejerce la Generalitat, y la particular, que representa a la familia de la fallecida, calificaron los hechos inicialmente como un delito de asesinato al entender que el procesado había infligido a la víctima un sufrimiento innecesario.

De hecho, la sartén utilizada a modo de arma homicida llegó a romperse por el mango durante la agresión debido a la violencia del ataque y a su reiteración.

No obstante, durante el juicio, celebrado entre el pasado lunes y hoy, jueves, la fiscalía y la Generalitat han rebajado su petición de pena de 20 a 15 años de prisión porque en su opinión no había quedado probado ese ensañamiento.

El jurado popular ha respaldado esta tesis y ha dictado, por unanimidad de sus nueve miembros, un veredicto de culpabilidad que conllevará una condena por un delito de homicidio para el acusado, según las fuentes jurídicas consultadas.

Tras el veredicto, se ha producido un altercado a las puertas de la Audiencia de Alicante, donde se desarrollaba el juicio, cuando familiares de la víctima han comenzado a increpar al homicida y a su abogado antes de ser trasladado de nuevo a prisión el primero de ellos.

El incidente ha obligado a intervenir a varios policías nacionales, que han reducido a uno de los alborotadores cuando se dirigía amenazadoramente hacia el letrado, aunque fuentes de la comisaría provincial han confirmado después que no se había practicado ninguna detención.