Las Provincias

La economía de la Comunitat crecerá el 3,3% este año, pero se frenará al 2,6% el próximo

  • En términos de desempleo, el incremento de la población activa en la autonomía valenciana moderará el descenso del paro hasta el 21,2% y el 19,9%, respectivamente, desde el 22,8% de 2015

Funcas prevé que la Comunitat Valenciana crezca un 3,3% este año gracias al crecimiento del sector servicios. No obstante, la ralentización de este sector en particular frenará el crecimiento hasta el 2,6% en 2017.

El PIB per cápita de la Comunitat crecerá más que la media nacional en ambos ejercicios por un descenso demográfico mayor que la media, según las previsiones de Funcas para las comunidades autónomas en el periodo 2016-2017.

En términos de desempleo, el incremento de la población activa en la autonomía valenciana moderará el descenso del paro hasta el 21,2% y el 19,9%, respectivamente, desde el 22,8% de 2015.

En el conjunto de España, Funcas prevé que las comunidades autónomas de Baleares, Castilla-La Mancha, Cataluña, Comunitat Valenciana, Galicia, Madrid y País Vasco crecerán por encima del 3,1% este año, la media para el conjunto de España, crecimiento que se desacelerará hasta el 2,3% en 2017.

Según Funcas, este año la senda de la recuperación, que es «sólida», se mantiene en los dos primeros trimestres gracias a la diversificación de la economía y a que estas siete comunidades crecerán por encima de la media.

Las desigualdades en términos de PIB per cápita se mantendrán en 2016 y 2017 y, sobre la tasa de desempleo, ya que Navarra será la única región donde la tasa de paro bajará del 10% en 2017, mientras que Andalucía, Castilla-La Mancha, Canarias y Extremadura registrarán una tasa por encima del 20%.

En cuanto a los factores de desaceleración prevista para 2017, Funcas apunta que son «externos», debido al debilitamiento del comercio internacional, a la incertidumbre causada por el 'Brexit', por el «previsible» fin de las medidas de estímulo monetarias y ante la previsión de que la política fiscal en España «se vaya a endurecer algo el año que viene», lo que podría pesar en el crecimiento, de acuerdo con el informe presentado ayer.