Las Provincias

La concesionaria de la piscina de Benidorm abandona las instalaciones

  • Tanto la piscina como el gimnasio se cerrarán mañana al público para que los técnicos de Ingeniería y Sanidad realicen una inspección del estado de las instalaciones

El ayuntamiento de Benidorm tomará posesión mañana a las 9.00 horas de la piscina y el gimnasio municipal tras el abandono de la empresa concesionaria por acuerdo plenario.

La empresa así se lo ha comunicado ya al consistorio, aunque sigue firme en su intención de acudir al contencioso administrativo, según fuentes de la mercantil.

Tanto la piscina como el gimnasio se cerrarán mañana al público para que los técnicos de Ingeniería y Sanidad realicen una inspección del estado de las instalaciones.

Aunque no se conoce el tiempo que permanecerán cerradas ambas instalaciones, la concejal de Contratación, Lourdes Caselles, ha indicado que "no se descarta" que el viernes vuelvan a estar operativas "si se certifica que todo está correcto".

Caselles también ha aclarado que el área de Deportes tiene "todo dispuesto" para que el servicio de socorrismo, obligatorio, se cubra con personal municipal desde el momento de la apertura.

Pese a que la piscina será abierta para uso general, los cursos que allí se imparten quedarán en suspenso hasta que el ayuntamiento conozca con detalle "los cursos que se estaban impartiendo y cuántos usuarios tenía cada uno", ya que la empresa concesionaria "no ha remitido ninguna información al respecto".

Una vez se tengan los datos, una comisión técnica valorará aquellos cursos que se programarán de nuevo, los que se pueden impartir y los que se externalizarán.

No obstante, Caselles ha afirmado que es una "prioridad" que los servicios recuperen la normalidad "cuanto antes".