Las Provincias

Cae una banda de narcotráfico que tenía su propio laboratorio en la provincia

Agentes de la Policía Nacional custodian a uno de los detenidos en la operación.
Agentes de la Policía Nacional custodian a uno de los detenidos en la operación. / CNP
  • La Policía Nacional cierra la operación con cuatro detenidos y la incautación de dos kilos de cocaína, entre otros efectos

Agentes de la Policía Nacional han detenido a cuatro personas como presuntos miembros de un grupo de traficantes de droga que contaba con su propio laboratorio de adulteración, ubicado en la comarca de la Vega Baja. Los investigadores les consideran supuestos integrantes de una banda criminal cuya especialidad se basaba en la adquisición de grandes cantidades de cocaína y su distribución posterior a un escalón inferior asentado en la costa del Levante, incluida la provincia de Alicante.

Desde febrero del presente año, unidades de Estupefacientes de la Policía Nacional en la Región de Murcia y en la Comunidad Valenciana han desarrollado conjuntamente una investigación sobre diversos grupos de personas que, con carácter organizado, se han dedicado al tráfico de droga. Así, el pasado mes de agosto se llevó a cabo un operativo policial, en Cartagena (Murcia) y Valencia, que se saldó con seis personas detenidas y 23 kilogramos de cocaína incautados entre otros efectos.

Este grupo criminal se había especializado en la distribución de cocaína a otros narcos. Uno de estos traficantes se había constituido en proveedor de sustancia estupefaciente de los ahora detenidos, según precisaron ayer fuentes policiales. El pasado día 13 de octubre se procedió a la intervención policial sobre una banda criminal asentada en la Vega Baja y Molina de Segura (Murcia). Está acusada de adulterar la cocaína que previamente habían adquirido para distribuirla a traficantes situados en un escalón inferior.

Estos narcos la vendían a personas situadas en el último escalón de venta de estupefacientes, quienes a su vez tienen un contacto directo con los consumidores finales a los que accedían en zonas de ocio o en inmuebles dedicados a la venta de droga, los conocidos como 'garitos'.

Los agentes realizaron de forma coordinada tres registros en tres 'garitos', uno en Catral, otro en Alcantarilla (Murcia) y el último en Salinas, también en la provincia de Alicante, donde se encontró un laboratorio de adulteración de cocaína en el que se intervinieron 2 kilogramos de esta droga, distribuidos en cinco envoltorios, unos 3.000 euros aproximadamente y numerosos útiles y sustancias necesarias para la adulteración de la droga, como etilacetona, acetona, una prensa hidráulica, un molde, mascarillas, gafas de protección laboral, balanzas de precisión, bolsas para envasar, film transparente, cuchillas de afeitar, cinta adhesiva, filtros de café, sellos y una prensa mecánica.

Además han sido intervenidos cinco vehículos utilizados para el tráfico de estupefaciente, según fuentes policiales. De los cuatro detenidos, tres hombres y una mujer, todos ellos de nacionalidad colombiana con edades entre los 33 y los 53 años, tres han ingresado en prisión y uno de ellos ha quedado en libertad con cargos.

Ambas operaciones han sido desarrolladas por las Brigadas Provinciales de Policía Judicial de la Jefatura Superior de Policía de Murcia, de la Jefatura Superior de la Comunidad Valenciana y de la Comisaría Provincial de Alicante. La Policía Nacional recuerda que a disposición de toda la ciudadanía existe un correo electrónico (antidroga@policia.es), anónimo y confidencial, para todas aquellas personas que tengan conocimiento del tráfico o distribución de sustancia estupefaciente o cuando deseen realizar algún tipo de consulta a este respecto.