Las Provincias

El PP pide la dimisión del edil de Compromís por presuntas prácticas corruptas

  • Según el PP, habría un acuerdo entre la Alcaldía y una mercantil para fraccionar los trabajos encomendados en varios contratos y así «evitar la libre competencia en favor de la empresa»

El grupo del PP en el Ayuntamiento de Altea (Alicante) ha pedido hoy la dimisión del concejal de Hacienda, Pedro Juan Lloret, de Compromís, por "presuntas prácticas corruptas", unas acusaciones que han sido rechazadas por el edil.

Los populares, a través de un comunicado, han afirmado que su portavoz municipal aportó en el último pleno documentos que "evidenciaban supuestas prácticas irregulares" por emitir órdenes de pago a una empresa que había facturado "trabajos no realizados".

Según el PP, habría un acuerdo entre la Alcaldía y esa mercantil para fraccionar los trabajos encomendados en varios contratos y así "evitar la libre competencia en favor de la empresa".

El comunicado del PP indica, asimismo, que su grupo ha tenido acceso a correos que "contendrían un calendario de futuros trabajos a adjudicar hasta 2018", lo que, a juicio de los populares, pondría de manifiesto "un acuerdo previo para amañar las contrataciones".

Por su parte, el concejal de Compromís ha rechazado las acusaciones, que ha tildado de "lamentables" y con "absoluta falta de rigor".

Lloret ha aclarado que a la empresa se le había encargado un estudio sobre el funcionamiento municipal y que, según el convenio suscrito, se le abonaría el 40 % del total a la entrega de una primera fase del trabajo.

"Esa primera entrega de los trabajos por parte de la empresa se hizo en octubre" de 2015 "y se les pagó a mediados de diciembre" de ese año, ha dicho el edil.

También ha detallado que la segunda y última fase del estudio contratado, centrado en las propuestas de mejora y medidas de actuación, fue entregada por parte de la empresa en diciembre del pasado año y se le abonó "en enero de 2016".

De igual modo, Lloret ha precisado que la cuantía del contrato adjudicado a la mercantil en cuestión era "un contrato menor que ascendía a 16.500 euros más IVA".

El concejal ha exigido al PP que retire sus acusaciones y ha apuntado que, en caso de no hacerlo, se planteará "iniciar acciones legales".

Igualmente, el PP ha anunciado que, "ante la gravedad de los hechos", se reserva el ejercicio de acciones legales.