Las Provincias

Reparto de libros de la Xarxa en el IES Playa de San Juan.
Reparto de libros de la Xarxa en el IES Playa de San Juan. / A. D.

El Síndic investiga «los problemas en la aplicación» de la Xarxa Llibres

  • La oficina del defensor del pueblo explica ha recibido durante el último mes numerosas quejas de padres de alumnos sobre este asunto

El síndic de greuges de la Comunitat Valenciana, José Cholbi, ha abierto una actuación de oficio para investigar "los problemas derivados de la aplicación del programa de banco de libros XarxaLlibres".

La oficina del defensor del pueblo valenciano explica, a través de un comunicado, que ha recibido durante el último mes numerosas quejas de madres y padres de alumnos sobre este asunto. Sin embargo, añade, "según se desprende de las noticias aparecidas en los medios de comunicación, las quejas llegadas al síndic no son casos aislados, por lo que esta institución ha decidido con la apertura de esta queja de oficio hacer extensiva la investigación a todo el territorio de la comunidad".

Desde la institución apuntan que las familias que se han dirigido al Síndic han puesto de manifiesto que la administración educativa "no está cumpliendo con su compromiso de hacerse cargo de los costes de los libros". "Esta circunstancia --prosiguen-- sumada a que la mayoría de los centros no pueden adelantar el dinero necesario para la adquisición de libros y material curricular hace que el gasto vuelva a recaer en los padres".

Otras de las cuestiones que han llegado hasta el defensor es la originada por la entrada en vigor de la LOMCE, que ha obligado a las familias afectadas a comprar de nuevo lotes completos a pesar de haber devuelto los libros del curso anterior al colegio. Una situación similar es la de los alumnos que repiten curso, a los que no les sirven los libros del año anterior y se ven obligados a su renovación completa.

A juicio de las AMPA que se han dirigido a la institución, la normativa que regula las subvenciones destinadas al funcionamiento de bancos de libros de texto no ha llegado con la previsión necesaria a los centros, lo que ha provocado que algunos de ellos se vieran obligados al "copago" para completar los lotes de libros. Esta misma premura también ha ocasionado "falta de organización y el aumento del volumen de trabajo de los equipos directivos de los centros y del personal docente de los mismos al inicio de este curso".

Ante las "críticas sociales ocasionadas por la aplicación del programa Xarxa Llibres y el hecho de que, casi un mes después del inicio del curso, siga habiendo alumnos que no disponen de todo el material escolar ha determinado la decisión del Síndic de iniciar una queja de oficio dirigida a la Conselleria de Educación, Cultura y Deporte", concluye el síndic.