Las Provincias

1.700 docente para fomentar la convivencia en las aulas

Además de las unidades especializadas externas a los centros, la Conselleria de Educación ha impulsado otra medida para fomentar el buen ambiente en las propias escuelas a través de la figura del coordinador de igualdad y convivencia.

En total son alrededor de 1.700 docentes de los claustros, que tendrán dos horas de dedicación semanal para facilitar la aplicación de los planes de convivencia, que deberán incluir medidas relacionadas con el respeto a la diversidad sexual y a la igualdad de género. Por ejemplo, se pueden aplicar iniciativas que sirvan para concienciar a la comunidad educativa sobre la lacra de la violencia machista o del acoso escolar. A este respecto, suele ser habitual que los centros organicen actividades complementarias para prevenir conductas hirientes con la colaboración de expertos y de miembros de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad.

El plan de convivencia también debe abordar la resolución de conflicto y establecer protocolos sobre cómo actuar en caso de que se produzcan problemas entre alumnos, docentes o familias. Se trata de la herramienta de prevención ordinaria, y cuando el problema escapa de las posibilidades de actuación del centro, intervienen las unidades especializadas. El nuevo coordinador debe ser un docente con experiencia y tiene que existir en todos los centros de Primaria, Secundaria y Especial.

Otra de las novedades de este curso ha sido la creación del coordinador de Xarxallibres, encargados de supervisar la creación y la gestión de los bancos de libros. También se les libera de dos horas semanales para encargarse de estas tareas.