Las Provincias

A la espera de nuevo rector en la Católica

Acto de apertura del curso académico. :: Damián Torres
Acto de apertura del curso académico. :: Damián Torres
  • El vicerrector que asumió de forma temporal las funciones tras destituir a Sánchez Cámara se perfila como candidato para ocupar el puesto

  • El cese del máximo representante se produjo el pasado día 8

Pronto el calendario alcanzará la última hoja de septiembre, mes muy significativo en el ámbito académico. Y la Universidad Católica de Valencia San Vicente Mártir (UCV) sigue pendiente de nombramiento de rector. Arrastra esta situación desde que el pasado día 8 tuviera lugar el cese en ese puesto de Ignacio Sánchez Cámara. Le sustituyó, con carácter temporal, Ricardo García, vicerrector general de la institución académica. Y pasados los días todo sigue igual.

Desde círculos próximos a la UCV se afirma que no hay movimientos. Apuntan que no se dice nada e incluso no descartan que podrían pasar varios meses hasta contar con el pronunciamiento que descubra el nombre del rector. Pensar que todavía habrá que esperar un tiempo no sorprende en el ámbito de la Iglesia, que tiene sus propios tiempos, y donde, al parecer se quiere «reflexionar» sobre el nombre a elegir antes de dar el paso.

Pero a estas valoraciones se añaden las de otras voces que se pronuncian inclinándose por Ricardo García como el hombre llamado a convertirse en rector. Si bien es cierto que es la opción que suena con más fuerza, también se habla de otras alternativas. Las fuentes aseguran que hay más nombres, no sólo de varones, que podrían asumir el rectorado, pero en todo caso se trata de personas que ya forman parte de la institución y cuentan con experiencia en gestión.

Las ventajas que las voces consultadas por LAS PROVINCIAS encuentran en Ricardo García responden tanto al hecho de que ya es miembro del equipo rectoral, e incluso que ha asumido con carácter temporal la responsabilidad de rector, como la circunstancia de que cuenta con amplia experiencia en gestión, ya que ocupó puestos relevantes en la Administración del Estado.

Experiencia en gestión

García, catedrático de Derecho Eclesiástico, antes de llegar a la UCV fue vocal de la Comisión Asesora de Libertad Religiosa, órgano consultivo en esta materia, del Ministerio de Justicia. Fue también subdelegado y después delegado del Gobierno en Madrid. Además en las últimas semanas ha sido la cara visible de la UCV en el conflicto de las becas. El pasado viernes acudió en representación de la Católica al acto de apertura del curso de las universidades valencianas. En ello algunos vieron un gesto de acercamiento hacia el Consell, en contraposición a la postura de Sánchez Cámara al que se le criticaba su menor perfil institucional.

Aun cuando la apuesta por García parece ser la más evidente, no faltan criterios que llaman la atención sobre el hecho de que la tardanza en llegar el pronunciamiento, puede significar un alejamiento de las posibilidades para quien hoy ocupa el puesto con carácter provisional. Y explican esta consideración al señalar que si se trata de inclinarse por alguien «de la casa» no sería necesario dejar pasar más tiempo.

Más nombramientos

A la vez no lo descartan del todo, en tanto que recuerdan que no sólo hay que nombrar al rector, sino también a tres vicerrectores. Y todo ello puede reclamar mayor demora. Sea hoy, mañana o dentro de unos meses, la última palabra la tiene el cardenal arzobispo de Valencia, Antonio Cañizares, como Gran Canciller de la Universidad Católica San Vicente Mártir.

La situación en la que se encuentra la universidad se desencadenó a principios de este mes en un contexto en el que distintas fuentes coincidieron en señalar que las rivalidades internas en el seno de la universidad se encontraban detrás de las destituciones. No era una novedad. El cardenal, en una carta publicada en mayo en 'Paraula', ya solicitó «superar la tentación de protagonismos, rivalidades, de unos por encima de otros, de banderías, de rumores, de murmuraciones, de críticas, habladurías y maledicencias y de conspiraciones».

El cese de Ignacio Sánchez Cámara llegó un año y pocos meses después de su nombramiento y el comunicado de la Católica que daba cuenta de la destitución apuntaba que la institución continuará profundizando en su concepción de universidad católica y en su apuesta por la investigación y divulgación de ciencia y cultura y divulgación de ciencia y cultura desde el refuerzo de la unidad de acción, en coherencia con su identidad católica». Otras fuentes consideraron en el momento de que se diera a conocer la destitución del rector que la pérdida de confianza en se debió a los problemas de gestión en el día a día y no tanto a la existencia de rivalidades entre sectores dentro de la institución académica.