Las Provincias

El PP cuestiona la legalidad de vallas publicitarias en La Mata y el Palangre

Uno de los carteles de los que el PP duda que sea legal. :: pp
Uno de los carteles de los que el PP duda que sea legal. :: pp
  • El popular Gil Rebollo reitera su petición al Ayuntamiento para saber si las sedes del PSOE y Comisiones Obreras tienen licencias de apertura

El concejal del Partido Popular, José Eduardo Gil Rebollo, expresó ayer sus dudas sobre la legalidad de dos carteles anunciadores ubicados en zonas del término municipal. El edil se refirió a uno existente a la entrada de la pedanía de La Mata del que dijo que ya durante el pasado mandato municipal «fue denunciado por distintos vecinos por sus grandes dimensiones y no contar con las pertinentes autorizaciones del Ministerio de Fomento y del Ayuntamiento». También recordó el concejal popular que tras la falta de ordenanza que regula la cartelería de la ciudad, aprobada en el 2010, cuatro años después «se abrió un expediente de disciplina urbanística a un cartel ubicado en dicha parcela, por ejecutar las obras sin licencia».

Gil Rebollo preguntó al respecto «cuáles han sido las rectificaciones que se han producido para que se le haya concedido actualmente el permiso y si se cumplen los parámetros de edificación como pueden ser los retranqueos y el vuelo sobre la vía pública» a lo que añadió querer conocer si existe un informe favorable del Ministerio de Fomento. El edil popular también denunció en su comparecencia la existencia de otro anuncio publicitario de grandes dimensiones en la calle Capitán García Gea, junto a las casas del Palangre «donde se puede observar que se encuentra en la vía pública y en una parcela de propiedad municipal» por lo que se preguntó también sobre la existencia del expediente urbanístico sobre esta instalación.

Por otro lado el representante del grupo de la oposición acusó de «falta de transparencia» a las concejalías de Aperturas y Urbanismo que dirige la socialista Fanny Serrano con respecto a la petición que realizó el popular hace varios meses sobre las licencias de apertura de la Casa del Pueblo, sede de UGT y del PSOE, y la de Comisiones Obreras, que se encuentra en un local cedido al sindicato por el Ayuntamiento. El concejal señaló que tras varios requerimientos por parte de su grupo así como haberlo denunciado al Síndico de Agravios y requerida por éste «la señora Serrano se niega a aportar dicha documentación alegando no contar con los medios necesarios para recabar la documentación solicitada». Gil Rebollo quiso conocer la efectividad de «tener un oficial de Policía en dicho departamento» así como se preguntó «si esta concejal es la misma que a los pocos días de entrar en la Concejalía de Aperturas comenzó a enviar a agentes policiales a distintos negocios de hostelería y chiringuitos de playa para pedirles la licencia de apertura». De la misma forma cuestionó si Serrano «tiene los mismos criterios para todos los locales o si es que no existe peligro inminente para los usuarios de estas sedes».

Por otra parte el concejal del Partido Popular expuso que tras el nombramiento del nuevo responsable de Cultura, Domingo Pérez, después de la renuncia del anterior, Alejandro Blanco, ha solicitado al alcalde que le facilite la documentación requerida a este último referente al velero Pascual Flores en fecha 4 de julio «la cual a día de hoy todavía no ha sido facilitada» ya que Gil Rebollo tiene la sospecha de la falta de permisos y licencias de la histórica embarcación.