Las Provincias

El Ademar León pone freno a la racha del CB Benidorm

Juanín, verdugo ayer del Benidorm, lanza a portería en un partido reciente de la Copa EHF. :: efe
Juanín, verdugo ayer del Benidorm, lanza a portería en un partido reciente de la Copa EHF. :: efe
  • Un Juanín García estelar, con siete tantos, permitió a los visitantes gobernar el encuentro sin agobios pese a la mejoría local en defensa al inicio de la segunda mitad

El Abanca Ademar León logró anoche consolidar su buena dinámica en la Liga Asobar tras ganar en su visita a Benidorm (23-26) y romper la racha del equipo alicantino, que tras un inicio de competición nefasto había logrado sumar dos jornadas invicto y abandonar la última posición.

La capacidad ofensiva del conjunto leonés en la primera parte, con un Juanín García estelar al anotar siete tantos, permitió al equipo de Rafa Guijosa gobernar el encuentro con autoridad a pesar de que en la segunda mitad la defensa del Benidorm mejoró, aunque sin llegar a poner en peligro el triunfo.

El duelo entre los hermanos argentinos Simonet se lo adjudicó Sebastián, quien dirigió con mano maestra el ataque de Ademar, mientras Pablo solo pudo maquillar su actuación en el último tramo del partido logrando anotar varios goles que le convirtieron en el máximo realizador del Benidorm.

Tras unos minutos de equilibrio, el encuentro se rompió a favor de Ademar León gracias a su fortaleza defensiva y a los lanzamientos de Costoya y Vieyra. Pero fue sobre todo Juanín, imparable en el contragolpe, el que dinamitó el encuentro con siete goles casi consecutivos, penalizando las continuas pérdidas de balón del conjunto local.

Fernando Latorre, entrenador del Benidorm, intentó frenar la escapada leonesa con un tiempo muerto, pero el parcial en contra siguió creciendo hasta el 1-7. El Benidorm, errático en ataque y defensa, logró alcanzar el descanso con una desventaja de cinco goles (12-17), fiel reflejo de la superioridad de su rival.

La mejoría defensiva del Benidorm, sobre todo gracias a las paradas de Mijuskovic, y los goles del joven Héctor González permitieron a los alicantinos situarse a solo tres goles (15-18) y soñar con la remontada, pero Guijosa supo frenar a los alicantinos apelando a la profundidad de su banquillo.

Piñeiro y Vieyra desactivaron la reacción y lograron mantener a su equipo con cómodas rentas de cinco y seis goles que solo en los últimos minutos logró maquillar el Benidorm gracias a los tantos de Pablo Simonet.