Las Provincias

Cambiemos reclama más control en las inversiones de la empresa del agua

El portavoz de Cambiemos, karlos Bernabé, durante su comparecencia. :: j. a.
El portavoz de Cambiemos, karlos Bernabé, durante su comparecencia. :: j. a.
  • El grupo de la oposición pide que se vigile por parte del Consistorio el destino del fondo de renovación de redes dotado con un millón de euros

El grupo municipal Cambiemos volvió ayer a comparecer para dar algunos detalles sobre la empresa concesionaria del servicio del agua en la localidad. El portavoz de la formación de izquierdas, Karlos Bernabé, reclamó que el Ayuntamiento tenga un mayor control sobre las inversiones que hace la adjudicataria de las redes de saneamiento y agua potable ya que precisó que esta cuenta con un fondo de un millón de euros para estas actuaciones «dinero que sale de lo que pagan los vecinos y por tanto la administración debe tutelar su destino».

El edil recordó que desde hace meses su grupo ha anunciado «los elevados costes, tanto económicos como sociales, de la gestión de la empresa» y precisó que el acceso al agua es un derecho básico «que no puede verse limitado por cuestiones de índole económica». Bernabé indicó que fue en el 2011 cuando el concejal Juan Ignacio López-Bas anunció una subida de la tasa para los vecinos para que fueran los usuarios los que costeasen en sus recibos las obras de mejora y que esa era la cantidad que se fijó para llevarlas a cabo.

A juicio de la coalición «cuando es la empresa la que se hace cargo de la renovación es ella la que decide dónde y cuándo se hace, marca el criterio técnico y también el coste y subcontrata los trabajos a quien le interesa. Esto significa que un millón de euros que deberían ser gestionados públicamente no lo son».

El portavoz de Cambiemos añadió en su crítica que las consecuencias de la falta de control del Ayuntamiento sobre el destino de ese fondo de renovación de instalaciones «podrían ser sobrecostes en las obras, encarecimiento de la factura del agua y actuaciones deliberadamente obsoletas para obtener un mayor beneficio».

Desde la formación entienden que es «necesario tener garantías de que nuestro dinero se utiliza de forma ética y eficaz, algo que el actual funcionamiento no asegura» por lo que el representante del grupo de la oposición pidió «revisar la relación con la empresa para evitar la pérdida de fondos públicos y sobrecostes que repercuten en el usuario que abona las tarifas así como relaciones de subcontratación incontroladas» ya que dijo que al ser una empresa privada no está sujeta a lo que marca la Ley de Contratos del Sector Publico «ya que se escapan del control las relaciones que mantiene con aquellas a las que encarga los trabajos».

El portavoz de Cambiemos quiso resaltar que hay que tener presente estas cuestiones en el caso de que en el proyecto de renovación de Los Andenes presentado por el equipo de gobierno hubiera que renovar las antiguas instalaciones en esta zona de la ciudad «por lo que estaremos atentos a las actuaciones que en este sentido se den si finalmente se inician las obras», concluyó Karlos Bernabé.