Las Provincias

El alcalde excluye al PP de las negociaciones sobre los presupuestos

  • Luis Barcala, contestó que el alcalde «ha vuelto a cambiar de opinión, como suele ser habitual cuando se quiere tratar con él cualquier asunto serio»

El alcalde de Alicante, Gabriel Echávarri, anunció ayer que se reunirá con C's para entregarles el borrador de los presupuestos generales de 2017 para que hagan las aportaciones que consideren necesarias, pero que no hará lo mismo con el PP. «Ya me ha engañado varias veces, entonces, igual me da la mano y luego vota que no», alegó.

En cambio, a C's le remitirá el borrador del presupuesto cerrado para que hagan sus aportaciones en la fase de elaboración, «porque hay muchas más flexibilidad que en la fase de enmienda».

Al respecto, el portavoz del PP, Luis Barcala, contestó que el alcalde «ha vuelto a cambiar de opinión, como suele ser habitual cuando se quiere tratar con él cualquier asunto serio». Así, recordó que hace un par de semanas dijo que entregaría tanto a PP como a C's el borrador de los presupuestos. «Parece que se olvida de que es el alcalde de todos los alicantinos, incluidos aquellos que votaron al PP, que son muchos más de los que le votaron a él», señaló Barcala, que afirmó que presentará enmiendas.

Respecto a los 40 millones de euros que las concejalías tienen que recortar en sus previsiones de gasto para 2017, Echávarri lo achacó a que «tienen muchas ganas de trabajar».

La edil de Hacienda, Sofía Morales, confió en poder ajustar el presupuesto en la primera quincena de este mes.

El vicealcalde y concejal de Urbanismo, Miguel Ángel Pavón, señaló que, pese que el listado de inversiones presentado es más amplio, en su área no prevén superar los dos millones dentro del presupuesto. Entre los proyectos programados para el próximo ejercicio cita la plaza de la Ciudad de la Justicia, la plaza de Lo Cheperut y la prolongación de Isla de Corfú hasta la Vía Parque.

Otra petición de Urbanismo es incrementar el dinero de la partida destinada a trabajos externos -de 10.000 a unos 100.000 euros- con el fin de realizar «distintos estudios que son necesarios para el nuevo Plan General».