Las Provincias

El absentismo escolar cae 22 puntos en diez años en la zona de más incidencia

Mochilas colgadas en un centro escolar ilicitano durante este curso.
Mochilas colgadas en un centro escolar ilicitano durante este curso. / Matías Segarra
  • La concejalía reclamará a Educación que incluya a técnicos de integración social en las plantillas de los institutos, al haber mediado en 300 casos

Las zonas norte y sureste de la ciudad, correspondientes a los barrios de Carrús y Palmerales, respectivamente, son las que más alumnos absentistas concentran. Pese a ello, el porcentaje de chavales que no acude a clase es cada vez más bajo. Según los datos aportados ayer por la concejal de Educación, Patricia Macià, en esta última área, donde los datos son más llamativos, este problema escolar ha caído en más de 22 puntos en diez años, del 29,06% al 7,2%, el último curso.

Macià, acompañada por las pedagogas municipales Manoli Gutiérrez e Itziar Ruete, que coordinan el programa para combatir esta lacra, aseguró que Elche «es un referente en la lucha contra el absentismo escolar». Señaló que la incidencia en Infantil y Primaria es solo de un 1,92%, «una cifra muy baja teniendo en cuenta que se considera absentista aquel alumno que falta más de un 20% de las clases».

Al respecto, comentó que en estas etapas se realiza una labor de prevención, al ser un absentismo «técnico». Hace diez años se situaba en el 3,48% y durante el curso 2014-15 estuvo en el 2,08%, «una cifra positiva que el pasado curso aún se redujo más todavía», apostilló y achacó los resultados «al trabajo colectivo de toda la comunidad educativa».

Por su parte, en el primer ciclo de Secundaria, primer y segundo curso de la ESO, el absentismo es mayor, según la edil, sobre todo protagonizado por los repetidores. En este caso, se sitúa en el 7,49%, mientras que es casi inexistente en tercero y cuarto de esa etapa educativa. Este valor en el curso 2006-2007 estaba en los 12,71 puntos.

La regidora aprovechó la ocasión para resaltar «la importante labor» que han llevado a cabo en los 15 institutos de la ciudad los siete técnicos de integración social (TIS) contratados por el Ayuntamiento a través del Plan de Empleo Municipal. En este sentido, aseguró que urgirá a la Conselleria de Educación a que integre esta figura de mediador entre el personal no docente de los centros de secundaria para mejorar la lucha contra el absentismo escolar.

«Los resultados que logran son muy importantes y así nos lo han hecho saber desde los institutos», indicó y puso como ejemplo que en el último curso estos técnicos lograron entrevistar a 299 chavales de los 397 con problemas por no asistir a clase en el instituto para atajar el problema. Asimismo, anunció que su concejalía ha vuelto a solicitar la contratación de siete TIS a través dicho plan de empleo como ya se hizo en el pasado curso.

Aunque el programa de lucha contra el absentismo escolar funciona, desde la concejalía se siguen planteando una serie de propuestas de mejora. Entre ellas, se refirió al objetivo de poner en marcha una escuela de padres dirigida a las familias con niños absentistas, ya que en Primaria «tan importante o más que trabajar con los alumnos es hacerlo con los padres y madres para que sean conscientes de la importancia de que sus hijos no falten a la escuela». Para contribuir a esta labor se ha contratado a dos psicólogas.

En cuanto a los casos más graves, indicó que el curso pasado se notificaron un total de 160 expedientes a la Policía Local, de los que 28 fueron trasladados a la Fiscalía, una cifra «muy baja», según Macià, ya que Elche cuenta con más de 22.000 alumnos escolarizados.