Las Provincias

La plataforma rechaza que se plantee la gestión indirecta de la ciudad deportiva

Imagen de archivo de actividades desarrolladas en la ciudad deportiva salinera. :: c. m. a.
Imagen de archivo de actividades desarrolladas en la ciudad deportiva salinera. :: c. m. a.
  • Los miembros del colectivo que hoy se manifiesta mantienen una reunión con el alcalde y el concejal de Deportes

La posibilidad de que la gestión de la Ciudad Deportiva Municipal pase a manos privadas, como baraja el gobierno municipal, ha sido rechazada de plano por la Plataforma Torrevieja Unida por el Deporte de Calidad, entidad que hoy mismo tiene convocada una manifestación por las calles de la ciudad que finalizará con una concentración en las puertas del Ayuntamiento, coincidiendo con la celebración del Pleno ordinario que también tiene lugar esta tarde. La plataforma defiende el funcionamiento de las escuelas deportivas municipales tal y como lo han hecho hasta hace unos meses, con una empresa externa que prestaba el servicio, sobre todo, de los monitores que se encargan de las diferentes disciplinas deportivas. Representantes de este colectivo se reunieron el martes con el alcalde, José Manuel Dolón, y con el concejal de Deportes, Víctor Ferrández, y según señaló uno de los portavoces de la plataforma, Pedro Antonio Pérez, en este encuentro se deslizó la posibilidad de que el Ayuntamiento otorgue a una empresa privada la gestión de la Ciudad Deportiva, junto con otras fórmulas. La plataforma lo rechaza porque entiende que la empresa que resultase adjudicataria sería la que impusiera las cuotas de cada una de las escuelas y el Ayuntamiento ya no tendría responsabilidad alguna en cuanto al mantenimiento, conservación y responsabilidad de las instalaciones. Pérez dijo que conocer esta posibilidad les supuso «una ingrata sorpresa», reconociendo que «la última palabra la tiene el Ayuntamiento y por eso es tan importante que hoy el máximo número de personas nos acompañe en la manifestación que hemos convocado».

También dijo que otra de las fórmulas que se plantearon es similar a la que propuso en su día el exconcejal de Deportes, Pablo Samper. Un sistema de gestión mixto con los clubes deportivos que se harían cargo de la gestión de la mayoría de los deportes que ahora se imparten en las escuelas deportivas, compensados con subvenciones que concedería el Consistorio a los clubes y las familias con escasos recursos. Con este sistema, dijeron los miembros de la plataforma «quedarían algunas escuelas deportivas municipales de las que se harían cargo los funcionarios monitores adscritos al Ayuntamiento». Ven que esta opción supone «que el deporte en la ciudad lo hará quien pueda pagarlo y se convertiría en un lujo porque sin duda las cuotas de los clubes se incrementarían».

Otra de las opciones que se plantearon en la reunión es la ya conocida de una empresa externa que se haga cargo de los monitores de las escuelas, pero al parecer el contrato que el Ayuntamiento había impulsado hace unas semanas, ha tenido que ser paralizado a falta de introducir algunas modificaciones. El concejal de Deportes, Víctor Ferrández, indicó ayer que «no hay ninguna opción cerrada y todas se están estudiando para poder ofrecer el mejor servicio».