Las Provincias

El tripartito pedirá a Educación que desafecte la lonja de verduras

Un coche accede al parking de la antigua lonja de verduras.
Un coche accede al parking de la antigua lonja de verduras. / J. P. Reina
  • Aprueba una prórroga de seis meses del contrato del parking a la espera de poder desarrollar allí un proyecto definitivo

El equipo de gobierno aprobó ayer la concesión de la última prórroga del contrato del parking de la antigua lonja de verduras, por un periodo de seis meses. El objetivo del Ayuntamiento es que cuando acabe esta prórroga ya esté claro qué proyecto definitivo se va a desarrollar allí, aunque antes pedirán a la Conselleria de Educación que desafecte el terreno, ya que es de uso educativo.

El portavoz municipal, Natxo Bellido, explicó que el interés de los comerciantes de la zona es que se mantenga el aparcamiento y que se amplíe en altura o soterrado. Sin embargo, existen varios problemas al respecto, como ha venido informando este diario.

En primer lugar, su calificación como suelo de uso educativo, que impide que se construya nada con carácter definitivo que no sea un colegio. En la pasada legislatura, el PP intentó que la Conselleria cambiase la calificación, sin éxito.

Ahora el tripartito quiere probar suerte con el nuevo Consell, al que le incidirá en la idea de que la parcela no es lo suficientemente grande para albergar un centro educativo.

Por otro lado, en el subsuelo existe un refugio antiaéreo de la Guerra Civil, que será protegido en el nuevo catálogo del PGOU. Urbanismo se comprometió hace un año a realizar catas para comprobar si es posible ejecutar el aparcamiento sin afectar al refugio, algo improbable. Seguramente habrá que recurrir a construir un aparcamiento en superficie, con varias plantas, si Educación lo permite.

«No hay ninguna decisión tomada, aunque existe la voluntad de los comerciantes de que se convierta ese espacio en un aparcamiento», expuso ayer Bellido. «Cabe retomar el diálogo con la Conselleria por si es posible desafectar ese suelo como educativo, si es que no hay planes que no conocemos para poner algún equipamiento», añadió.

Los autobuses, en casa

Por otro lado, la Junta de Gobierno Local aprobó el destino definitivo de los 26 autobuses que han sido sustituidos por otros nuevos en el servicio de transporte público que presta Vectalia. De ellos, 20 han sido enajenados para chatarra y se cobrará por ellos 20.000 euros. De los restantes, cuatro autobuses se mantendrán en servicio, en las líneas circulares, así como también un minibús. El autobús que iba a cederse de forma gratuita a Ecuador, finalmente se sacará también a subasta. Hay que recordar que iba a ser para la localidad de Esmeraldas, hasta que se descubrió que la vicealcaldesa de la ciudad es hermana de la concejal Julia Angulo y se decidió frenar este traspaso.

La Junta aprobó ayer también la ampliación del alquiler del local donde se ubica el departamento de Estudios y Proyectos y Viario para los meses de noviembre, diciembre y enero. La previsión, según Bellido, es que el departamento pudiera trasladarse definitivamente a la antigua Cámara de Comercio en febrero.

Además, se acordó la compra de una embarcación para el Servicio de Prevención, Extinción de Incendios y Salvamento (Speis). Se trata de un barco de 8,5 metros de eslora y dos motores fuera borda de 250cv cada uno, que costará 180.000 euros. Es una embarcación rígida con cabina y casco de aluminio cuyo uso será el rescate en superficie y permitirá «mejorar el tiempo de respuesta ante emergencias en Tabarca y para dar servicio al equipo de buceo del Speis», según explicaron ayer desde el equipo de gobierno.