Las Provincias

La AMPA del CEIP Amanecer en contra del cambio de ubicación

  • La AMPA justifica su postura basándose en la resolución emitida por el subsecretario de Educación donde establece la «idoneidad» de la parcela planteada por el ayuntamiento

La Asociación de Madres y Padres de Alumnos (AMPA) del colegio público Amanecer de Torrevieja ha enviado un escrito a la Dirección Territorial de Educación mostrando su rechazo al cambio de emplazamiento para la construcción del nuevo centro educativo que estudia la Conselleria de Educación.

El documento enviado por la FAPA 'Gabriel Miró' de Alicante -a la que pertenece la asociación torrevejense- expone el planteamiento del Consell de cambiar la ubicación para la construcción del colegio del sector Villa Amalia a los terrenos situados en el Enclave 13 de la ciudad, algo que a juicio del colectivo educativo sería "una mala solución".

La AMPA del Amanecer justifica su postura basándose en la resolución emitida por el subsecretario de Educación en marzo de 2015, donde establece la "idoneidad" de la parcela planteada por el ayuntamiento, a su vez basada en un informe redactado cinco meses antes donde se habla de la "viabilidad" de este terreno.

"Al haber transcurrido sobradamente el plazo para recurrir esta resolución tanto en la vía administrativa como en la contencioso-administrativa sin que se haya hecho reclamación alguna por parte del ayuntamiento de Torrevieja, entendemos que dicho documento ha adquirido carácter firme", exponen.

La Dirección Territorial de Educación emitió un informe el pasado 8 de julio -para que se elevase a quien corresponda para que lo tenga en consideración- donde se establecen algunas cuestiones que contradicen dicha idoneidad, como la "aparición de desniveles entre el vial y el terreno natural superiores a los especificados en la norma o la presencia de la N-332 y su posible afección de ruidos".

La "falta de terminación de algunos servicios urbanísticos" o la "cercanía a equipamientos y dotaciones públicas como las estaciones desaladora o depuradora" son otros de los aspectos que recoge dicho informe que, para el AMPA, "no muestra ninguna situación irreversible y, por tanto, estas cuestiones son perfectamente subsanables mediante una mínima intervención de las administraciones competentes".

Por último, el colectivo ha señalado que el mantenimiento de la ubicación inicial también cuenta con la aprobación del Consejo Escolar Municipal -máximo órgano de representación de la comunidad escolar a nivel local-.