Las Provincias

El tripartito justifica mantener el IBI para no recortar servicios públicos

fotogalería

Asistentes al Pleno despliegan una pancarta reivindicativa sobre el barrio de San Antón. :: MATÍAS SEGARRA

  • PP e Ilicitanos defienden que la merma de 3,5 millones en los ingresos por reducir el impuesto sería «asumible» para las arcas municipales

El equipo de gobierno mantendrá el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) el próximo año, tras la aprobación ayer en el Pleno de la modificación de las ordenanzas fiscales con el apoyo del grupo municipal de Ciudadanos (C's). Un punto que contó con el voto en contra del Partido Popular e Ilicitanos por Elche, cuyos concejales presentaron sendas enmiendas, que resultaron rechazadas, en las que reivindicaron una bajada de dicho tributo del 7%, para alcanzar el nivel del 2012.

Ambos partidos defendieron que esa rebaja es «factible» y supondría para las arcas municipales una merma en la recaudación de 3,5 millones de euros, que consideraron «asumible». El portavoz adjunto popular, Vicente Granero, comentó que los gastos extraordinarios «en cuyo pago se escudaron», en referencia al tripartito, para no reducir el IBI el pasado año «han desparecido» y mencionó el programa de gratuidad de libros Xarxa Llibres, así como el pago de los complementos de destino de los funcionarios y de las pagas extraordinarias pendientes.

«No tendría que tocarse el presupuesto de ninguna concejalía, si no se baja es porque no quieren», fue el mensaje que mandó al tripartito el concejal de Ilicitanos por Elche, Fernando Durá.

La respuesta de la edil de Hacienda, Ana Arabid, fue contundente. La regidora aseveró que esa rebaja supondría «sacrificar» 3,5 millones de euros, lo que conllevaría «recortar el presupuesto y este año debemos hacer frente a inversiones que el ejercicio pasado no pudimos realizar». Defendió que la bajada del IBI para la clase media «supondría un ahorro 10 o 20 euros al año, mientras que podrían notarse recortes en los servicios públicos». Hizo hincapié en que «quienes no pueden pagar 300 euros, tampoco 280» y destacó que a las familias llegarán los 600.000 euros de ayudas aprobados ayer.

Durante el Pleno la batalla dialéctica sobre las posiciones respecto a la subida o bajada de impuestos de cada uno de los grupos municipales fue continua. Todos ellos coincidieron en pedir «coherencia» al resto, la palabra más utilizada en la sesión.

La tensión fue tal que incluso el portavoz de Ciudadanos, David Caballero, al tomar la palabra en una intervención, llamó la atención al concejal popular Luis Ángel Mateo, por haberle espetado «¡qué poca vergüenza tienes!». Una frase que los concejales de la formación naranja recriminaron al edil del PP.

Desde C's criticaron tanto a los populares por sus políticas en materia fiscal como a Ilicitanos por Elche, «porque cuando estuvieron en el gobierno no quisieron bajar el IBI». Una vez más insistieron en su papel protagonista desde la oposición y resaltaron que ellos fueron los impulsores de dos «hitos» y mencionaron la reducción de un 3,48% en el IBI el pasado año y que ahora se hayan duplicado las ayudas al pago del mismo para personas con menos recursos .

Desde el PP, Granero criticó que los socialistas cuando estaban en la oposición «se desgañitaban y pedían que se anulara la injusta medida de Rajoy», mientras que ahora «congelan el IBI». Unas acusaciones a las que Arabid replicó que «ni engañamos ni incumplimos» y resaltó que su postura sobre los impuestos se ha mantenido en todas las legislaturas. Subrayó que el tripartito ha sido el impulsor de las ayudas al IBI.

El portavoz del Partido de Elche, Jesús Pareja, también cargó contra PP e Ilicitanos, mientras que Compromís se centró más en que se trata de un impuesto «injusto».

Por otra parte, C's pidió más seguridad para los peatones frente al colegio Newton College, donde ayer se produjo un atropello.