Las Provincias

Técnicos de la Diputación analizan el estado de las casas de la calle Salitre

Casas de la calle Salitre afectadas de peligro de derrumbamiento. :: alberto aragón
Casas de la calle Salitre afectadas de peligro de derrumbamiento. :: alberto aragón
  • El proceso se encuentra pendiente de confirmar las indemnizaciones mientras que un ingeniero de caminos estudia una solución

La Diputación de Alicante colabora en la asistencia técnica que reciben las casas agrietadas de la calle Salitre de Callosa de Segura. El órgano provincial ha cedido a varios arquitectos para que estudien su situación mientras se espera la llegada de las indemnizaciones oportunas para acondicionar al menos tres de ellas cuyos cimientos han cedido.

El alcalde, Francisco Maciá, visitó ayer al presidente de la Diputación Provincial, César Sánchez, para reactivar soluciones a este problema que ha obligado a los propietarios a mudarse y a cerrar la principal artería de tráfico del municipio por peligro de derrumbe. La institución alicantina ha prestado a sus técnicos para que realizasen un informe de los cimientos de estos inmuebles que se vieron afectados por una fuga de agua. La Mancomunidad de Canales del Taibilla tenía en esta calle una tubería de abastecimiento y al igual que la empresa concesionaria de la gestión del agua potable, Aqualia, levantaron la calzada para realizar obras de mantenimiento.

El informe de daños ya se realizó y ahora se espera que un ingeniero de Caminos estudie la situación. El regidor callosino dijo que «la institución provincial siempre nos atiende bien» y añadió que «en la Diputación es donde he recibido gran parte del apoyo y una respuesta rápida».

El responsable local mantuvo una reunión en el palacio provincial donde abordó otros temas como la inminente adjudicación de la obra de adecuación y urbanización del Mirador de los Hiladores, recogida en los Planes de Obras y Servicios del año pasado con un presupuesto de 550.000 euros. La actuación debe comenzar antes de que finalice el 2016 para dar continuidad a un sendero que lleve a la antigua fábrica de hilado de cáñamo, conocida como La Porchá.

Maciá acordó asimismo articular un convenio para regularizar la deuda que el Consistorio arrastra con algunos de los organismos dependientes de la Diputación como el Patronato Provincial del Turismo o el Consorcio Provincial de Bomberos.

La visita a Alicante también sirvió para que el equipo de gobierno solicitase fondos económicos para afrontar la renovación del Paseo Tierno Galván, espacio urbano que el PSOE ha criticado desde hace años por su situación de abandono. Cabe destacar que esta zona verde dista a pocos metros de la calle Salitre.

El alcalde pidió a Sánchez la posibilidad de incorporar a la convocatoria del próximo año de los planes provinciales el proyecto de remodelación de este espacio urbano «pero si no fuera posible aprobar su inclusión podría beneficiarse de las futuras inversiones financieramente sostenibles», informó el mandatario municipal. Otros de los asuntos abordados en el encuentro fue el de las ayudas a entidades sociales y culturales como a la Junta Central de Semana Santa del municipio.