Las Provincias

Terrenos quemados en Xàbia.
Terrenos quemados en Xàbia. / EFE

Los incendios queman 6.700 hectáreas en la Comunitat en 2016

  • La consellera Elena Cebrián ha señalado que el 46 % de los incendios de este año han sido intencionados y han supuesto el 70 % de la superficie quemada

Los incendios forestales declarados este año en la Comunitat Valenciana han afectado a un total de 6.700 hectáreas, dentro del promedio de la última década en cuanto a superficie afectada y número de siniestros, según ha explicado hoy la consellera de Medio Ambiente, Elena Cebrián.

Durante su comparecencia en la comisión parlamentaria de Medio Ambiente, la consellera ha señalado que el 46 % de los incendios de este año han sido intencionados y han supuesto el 70 % de la superficie quemada, mientras que el 31 % de incendios se han debido a negligencias, si bien la superficie afectada ha supuesto el 2,6 %.

Respecto a este verano, en junio ardieron 2.210 hectáreas en el incendio de Carcaixent, que fue intencionado y afectó en un 91 % a terreno particular, y 1.535 hectáreas en el de Sumacárcer, también intencionado y que afectó en su totalidad a propiedad privada.

En julio ardieron 1.534 hectáreas en el incendio de Artana, cuya causa es desconocida y quemó 972 hectáreas dentro del parque natural de la Sierra de Espadán, y en septiembre se quemaron 689 hectáreas en el incendio de Xàbia, que afectó a 587 hectáreas del monte público La Granadella y al parecer fue intencionado, y 447 hectáreas en el de Bolulla.

La consellera ha indicado que el objetivo de este departamento es aplicar una nueva política de prevención, integrada en la gestión forestal y en un desarrollo viable y realista del medio rural, para lo cual hacen falta más recursos, y ha anunciado que para 2017 habrá un incremento "considerable" del presupuesto para prevención.

En esa línea, ha indicado que la Mesa forestal está trabajando en el primer borrador de la Estrategia valenciana de prevención de incendios forestales, cuyo borrador definitivo estará a final de este año, ya que "el verdadero desafío para reducir los efectos negativos" de los incendios es fortalecer las medidas de prevención.

Cebrián ha destacado que el actual Consell ha puesto en marcha las Mesas de concertación post incendios para siniestros de más de 500 hectáreas, con el fin de trabajar junto a todos los actores afectados, y ha reforzado la unidad sancionadora con personal jurídico, pues había un "atasco de denuncias" por tramitar.

La diputada del PP Verónica Marcos le ha reprochado que haya tardado 430 días en comparecer en la comisión y ha asegurado que el balance de los quince meses de gestión en este departamento son "anuncios y mesas", pero no se ha invertido "ni un euro en planes de prevención" y la ejecución del presupuesto es "irrisoria".

La consellera ha lamentado que el PP "desprecie la participación", pese a que es "fundamental" escuchar a las personas y proponer cuestiones de forma conjunta, y les ha pedido que "dejen de poner palos en las ruedas".

Cebrián ha destacado que el Consell del PP dejó una planificación que no era viable, por ejemplo con más de 11.000 kilómetros lineales de cortafuegos, de los que solo se realizó el 10 %, y que hubieran dejado 27.000 hectáreas desprovistas de vegetación, además del problema de firmar convenios con miles de propietarios forestales.

Respecto al futuro grupo específico de la Policía Autonómica sobre incendios forestales, ha indicado que se trata de contar con 30 agentes más, que se coordinarán con los agentes medioambientales y reforzarán lo que ya existe, y ha considerado que "hay espacio" y "no hay duplicidad" en esta iniciativa.

Por otra parte, la comisión ha aprobado por unanimidad que comparezca el fundador de la Plataforma Empresarial en pro de la Economía Circular, Recircula, Eusebio Martínez, para explicar las conclusiones de una jornada sobre el problema del abandono de envases y el sistema de depósito, devolución y retorno de envases (SDDR).