Las Provincias

Agente medioambiental en plena investigación forestal. :: lv
Agente medioambiental en plena investigación forestal. :: lv

Los agentes de medio ambiente recuerdan a Puig que ellos investigan

  • El colectivo advierte de que, desde el año 1994, hay un grupo operativo pionero en España con el que ya colabora la Policía Autonómica

El anuncio que hizo el pasado lunes el presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, de crear un grupo específico de la Policía Autonómica para investigar y detener a los eventuales pirómanos que provocan los incendios forestales no ha pasado desapercibido para la principal asociación profesional en la que se integran los agentes de la Conselleria de Medio Ambiente. La junta directiva de APAMCV se reunió de urgencia un día después de dicho anuncio y de la reforma de la ley de ordenación del territorio para analizar la situación y acaba de emitir una nota en la que recuerda al jefe del Consell que, desde el año 1994, opera en la Comunitat Valenciana el primer equipo especial de investigación de incendios forestales formado por agentes medioambientales. Se denomina Grupo Operativo de Investigación de Causas de Incendios Forestales (GOIIF) y fue pionero en España. Opera las veinticuatro horas del día y realiza la investigación de las causas de todo tipo de incendios forestales, sean o no de origen delincuencial, en colaboración con las distintas fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado, incluida la Policía Autonómica.

La asociación que preside Santano Álvarez advierte a Puig de que la Ley Forestal de 1993 encomienda la investigación en materia forestal a la Conselleria con competencias, en el caso de Valencia la de Medio Ambiente. «Esto ha sido un logro muy importante de los agentes medioambientales, pues nuestra ventaja fundamental para la investigación es el conocimiento profundo del medio físico, cultural y la problemática de las zonas rurales valencianas», explica la nota. Por ello, el colectivo insiste en denunciar lo que considera «escasez de medios y material» para el adecuado desarrollo de sus funciones como agentes de la autoridad, policía judicial genérica y auxiliares de jueces y fiscales. «Es decir, somos la auténtica policía medio ambiental autonómica, pero el grupo GOIIF también sufre los vehículos muy viejos o la falta de reposición de vestuario y equipos de trabajo», explica APAMCV.

Además, denuncian que no se incrementa el número de agentes de la Conselleria de Medio Ambiente y no se apuesta por crear otras especialidades en el mismo cuerpo ni se tienen en cuenta algunas de las propuestas que ha hecho el colectivo en los últimos meses, como el uso de nuevas tecnologías en la prevención de incendios en zonas conflictivas. Este diario ya adelantó a principios de año que se formuló una petición por APAMCV para instalar microcámaras en algunas pistas forestales y lo descartó en redondo la Conselleria. También piden una ley que les regule y su uniformidad.