Las Provincias

Echávarri dice que seguirá el cierre de Maisonnave porque «es bueno para la ciudad»

  • El alcalde defiende a la concejal Julia Angulo de las críticas populares y asegura que este grupo «ha bajado el listón de la tolerancia» respecto a la anterior legislatura

El alcalde, Gabriel Echávarri, continúa con su idea de peatonalizar la avenida de Maisonnave antes de que concluya la legislatura aunque sea un proyecto de la anterior legislatura. «No vemos quién lo hizo o quién no lo hizo», sino «solamente si se puede aprovechar», en referencia a una medida incluida en el Plan de Movilidad Urbana Sostenible (PMUS) encargado por el Ayuntamiento el anterior mandato.

El primer edil contestó así a las declaraciones del portavoz del grupo municipal del PP, Luis Barcala, quien recordaba esta circunstancia y le ofrecía su apoyo para llevar a cabo la iniciativa.

En todo caso, Echávarri aclaró que es un proyecto que se hizo «de ciudad» y que es «aprovechable», al tiempo que ha añadido que «si se hace y beneficia a la ciudad» tampoco por ello vienen a «colocarse medallas».

También recriminó al PP que «mucho ha bajado su listón de tolerancia» al pedir la retirada de competencias de la edil de Guanyar responsable de la Concejalía de Cooperación, Julia Angulo, por «nepotismo» al considerar que ocultó que su hermana es la vicealcaldesa de su municipio natal de Esmeraldas (Ecuador), con el que pretendía firmar un acuerdo de hermanamiento.

El primer edil alicantino declaró que los populares están en la oposición «y tienen que pedir dimisiones» para «justificar» su labor, algo que se encuentra dentro de la «normalidad democrática», pero recordó a Barcala que era «miembro activo de anteriores gobiernos donde había causas mucho más justificadas para reprobar a concejales» y no lo hizo.