Dos aviones operan para refrescar los puntos calientes de incendio de Bolulla

  • Los medios en tierra también se centran en reforzar el perímetro y en refrescar las pequeñas columnas de humo que hay en diversos puntos

Dos aviones siguen trabajando durante el día para tratar de refrescar los puntos más calientes del incendio forestal de Bolulla, en el interior de Alicante, donde las tareas siguen desarrollándose de forma favorable tras quemarse 600 hectáreas.

Según Emergencias de la Generalitat, además de los dos medios aéreos trabajan numerosos terrestres, entre ellos cuatro dotaciones de los bomberos de Alicante, tres unidades de los bomberos forestales de la Generalitat con tres autobombas y soldados de la Unidad Militar de Emergencias (UME).

Los medios en tierra también se centran en reforzar el perímetro y en refrescar las pequeñas columnas de humo que hay en diversos puntos.

Además, el director del puesto de mando avanzado (PMA) ha informado de que en las últimas horas no ha sido preciso ningún nuevo desalojo.

Este incendio se encuentra estabilizado desde la pasada noche gracias al trabajo de los bomberos y brigadas, y también a los factores climatológicos ya que durante la madrugada "ha refrescado" al bajar la temperatura mínima a unos 20 grados y subir la humedad relativa de en torno el 20 por ciento al 60, al tiempo que el viento ha amainado.