Las Provincias

València, 14 nov (EFE).- La Conselleria de Sanidad financiará con 500.000 euros los dispositivos de medición de glucosa sin pinchazos (Flash) para 1.400 menores de 18 años con diabetes tipo 1, lo que les evitará tener que pincharse una media de ocho veces al día para conocer su glucemia y mejorará su calidad de vida.

Así lo ha anunciado hoy la consellera de Sanidad, Carmen Montón, durante la presentación, con motivo del Día Mundial de la Diabetes, de la nueva Estrategia de diabetes de la Comunitat Valenciana 2017-2021, que engloba las líneas de acción que se llevarán a cabo para garantizar una atención integral a los afectados con esta dolencia.

El sistema Flash consiste en un dispositivo que tiene un electrodo que se introduce en la piel y permite medir la glucosa intersticial (entre las células) y la lectura se hace de forma sencilla porque con acercar un aparato que dispone de un sensor se acumula toda la información.

Se trata de una reivindicación del colectivo de afectados, según ha explicado el presidente de la Federación de Diabéticos de la Comunitat Valenciana (FEDICOVA), Fernando de la Torre, quien también ha reclamado que en los colegios haya profesionales sanitarios que puedan atender a los niños con diabetes u otras enfermedades crónicas y se potencie la educación en alimentación.

Para la adquisición de estos dispositivos de medición de glucosa Sanidad destinará 500.000 euros, según Montón, quien ha recordado que el pasado mes de mayo la valenciana se convirtió en la primera autonomía en financiar dispositivos de medición continua de glucosa para pacientes con diabetes tipo 1 con bomba de insulina.

La consellera también ha destacado que se dará formación a los docentes de los centros educativos en la atención y cuidado de niños con diabetes, y ha recordado el protocolo que en colaboración con Educación se puso en marcha el pasado año en 2.400 centros educativos.

En cuanto a prevención y detección precoz, se han creado alianzas con ayuntamientos para desarrollar programas específicos orientados a evitar la obesidad y el exceso de peso mediante la realización de ejercicio físico y acciones que promuevan la alimentación saludable.

Montón también ha destacado que el 90 % de los casos en mujeres jóvenes se podría haber evitado, ya que en la inmensa mayoría de casos deriva de un problema de obesidad.

La Estrategia recoge la necesidad de potenciar que la población con riesgo de diabetes acuda a su centro de salud y facilitar un cribado automatizado en los mismos, así como potenciar la coordinación de los profesiones implicados en la atención a esta patología, tanto desde primaria como desde el ámbito hospitalario.

Además, incluye la línea estratégica sobre diabetes y gestación teniendo en cuenta que la diabetes gestacional es el problema médico más frecuente durante la gestación.