Las Provincias

València, 14 nov (EFE).- Las empresas familiares en países europeos como Suecia, Bélgica, Italia y Alemania logran mayores niveles de competitividad, tienen más fortaleza, son más grandes y disponen de una mayor profesionalización que las españolas.

Así lo han expuesto expertos en el estudio de las empresas familiares en la jornada "Empresas familiares en el mundo" organizada por la Cátedra de Empresa Familiar de la Universitat de València, promocionada por AVE, la Escuela de Empresarios (EDEM), el Instituto de Empresa Familiar (IEF) y el valenciano IVEFA y copatrocinada por Bankia y Broseta Abogados, según informan en un comunicado.

Los ponentes internacionales han mostrado que las empresas familiares en sus respectivos países tienen un peso algo inferior en la economía que en el caso español y, aunque las realidades de esos países son heterogéneas, sus empresas familiares se dotan de estructuras de gobierno más desarrolladas.

En Bélgica, el porcentaje de empresas que alcanzan la tercera generación es del 17 % (10 puntos más que en España) y en Alemania, este porcentaje supera el 29 %.

En Alemania y Suecia, prácticamente el 90 % de las empresas son gobernadas mediante consejos de administración con participación de independientes, y en el caso alemán, prácticamente una de cada dos empresas familiares disponen de protocolo familiar.

En Italia y Bélgica, los datos muestran también que la disposición de consejos de administración con participación de independientes ayuda en los procesos de transición generacional, mejorando en casi tres puntos la rentabilidad a medio y plazo.

La jornada ha sido inaugurada por la secretaria general de EDEM, Hortensia Roig, y el director de la Cátedra, Alejandro Escribá, que ha expuesto algunos datos sobre la situación de las empresas familiares valencianas.

Sólo un 17 % de estas logra alcanzar los estadios más altos de competitividad, en contraposición al 33 % de las no familiares; únicamente una de cada tres dispone de un consejo de familia; menos del 10 % tiene protocolo familiar y solo un 7 % logra superar la transición a la tercera generación.

La mejor situación competitiva de las empresas familiares en otros países europeos ha iniciado un debate en la jornada sobre las buenas prácticas y aspectos contextuales que podrían ser trasladables al contexto español.

La Cátedra de Empresa Familiar de la Universitat de València (CEF-UV) se creó en el año 2006, y centra sus actividades en la docencia, divulgación e investigación sobre la idiosincrasia y los desafíos para la mejora de la competitividad de las empresas familiares.