Las Provincias

València, 13 oct (EFE).- La Conselleria de Educación, Investigación, Cultura y Deporte ha incluido la memoria histórica como nueva línea estratégica de actuación del Plan Anual de Formación Permanente del Profesorado (PAF) para el curso 2017-2018.

Según informa la Generalitat en un comunicado, el plan de este año introduce como novedad la línea estratégica de actuación sobre la memoria histórica, que se incorporará en los Centros de Formación, Innovación y Recursos Educativos (CEFIRE) y en el resto de centros educativos.

La Conselleria considera que la introducción de esta línea y de la formación en derechos humanos de los docentes es muy importante para evitar que se repitan algunas situaciones, garantizar una conciencia pública de lo que ocurrió en el pasado y educar a las futuras generaciones.

El proyecto de Ley de Memoria Democrática y para la Convivencia Valenciana obliga a que este tema esté presente en el programa de la Educación Secundaria Obligatoria, del Bachillerato y de la Educación Permanente de Personas Adultas, así como en la formación del profesorado y en los estudios universitarios que procedan.

El PAF es una herramienta que intenta dar respuesta a las necesidades que los centros educativos detectan en sus autonomías con el objetivo de mejorar la profesión educativa.

Las líneas de actuación establecidas en el plan son metodologías de enseñanza-aprendizaje y didácticas específicas, formación plurilingüe, incorporación de tecnologías de la información y la comunicación, escuela inclusiva, dimensión europea de la educación, organización escolar, participación social y desarrollo e implantación del currículo.

También se incluyen otras como la educación ambiental, el desarrollo sostenible, la igualdad y la coeducación.

Además, Educación ha destacado la construcción de tres nuevos CEFIRE en Sagunto, Gandia y Elche y la creación de centros específicos de educación inclusiva, infantil, plurilingüe, del ámbito artístico-expresivo, del científico, del tecnológico, del matemático y del humanístico y social.

La ampliación de estos centros ha traído consigo el aumento de la plantilla docente, que ha pasado de 114 a 224 trabajadores y el del presupuesto dedicado a su formación en un 132 % respecto a 2015, ya que se ha pasado de 9,3 millones a 21 millones.