Las Provincias

Alicante, 13 oct (EFE).- El Tribunal Superior de Justicia valenciano (TSJCV) ha confirmado la pena de doce años y medio de cárcel impuesta a un hombre que mató de ocho puñaladas a su cuñado en Torrevieja (Alicante), según el fallo hecho público hoy por la propia institución.

El crimen se produjo el 28 de enero de 2015, sobre las 21.30 horas, cuando el sospechoso, Nizamudin K., mantuvo una discusión con la víctima, hermano de su mujer, en la calle Clemente Gonzálvez de la citada localidad, a causa de una deuda económica por la que habían dejado de tener relación cuatro años antes.

Según la sentencia dictada el pasado año por la sección séptima de la Audiencia de Alicante, con sede en Elche, que ahora ha sido confirmada por el TSJCV, en el transcurso de esa pelea, el acusado sacó un cuchillo que llevaba oculto bajo sus ropas y asestó a su cuñado ocho puñaladas en el abdomen y la zona lumbar.

El 3 de diciembre de 2015, Nizamudin K. ofreció a los padres del fallecido como compensación el traspaso del negocio que regentaba en Torrevieja y que, según él, constituía el "patrimonio de toda su vida".

La Audiencia alicantina condenó al acusado a doce años y seis meses de cárcel, pero éste recurrió ante el Tribunal Superior de Justicia para que se le rebajara la pena a cinco años mediante la eliminación de la agravante de abuso de superioridad y las atenuantes de intoxicación etílica y reparación del daño.

El TSJCV ha desestimado ahora ese recurso tras entender que el veredicto del jurado que constituye la base de la sentencia condenatoria se ajusta a las pruebas practicadas durante el juicio.

En ese sentido, Nizamudin K. se valió de una ventaja frente a su contendiente, la que le brindaba el cuchillo que portaba y no tenía alteradas sus facultades mentales pese a haber consumido algunas cervezas en su domicilio antes de la pelea.