Las Provincias

Castellón, 12 oct (EFE).- La junta directiva de la Delegación de Territorial de Castellón de la Federación de Caza de la Comunitat Valenciana ha calificado de "injusta e intolerable" la postura de la Generalitat Valenciana frente al "parany".

La entidad ha asegurado que va a seguir trabajando "para que los cazadores de la provincia puedan retomar esta práctica cinegética" y ha anunciado entrevistas "inmediatas" con la Conselleria de Medio Ambiente y las distintas fuerzas políticas.

En un comunicado, han señalado que los cazadores castellonenses está "profundamente dolidos" por la decisión de la Conselleria de denegar la autorización de pruebas de campo de caza con cesto malla y así "bloquear por enésima vez los intentos por recuperar la práctica del 'parany' tan arraigada en la provincia".

Para este colectivo, la alegación de la Conselleria para denegar la autorización de la práctica del "parany" a todos los efectos y en la que se especifica que "el dispositivo no cumple las condiciones necesarias para poder autorizarlo", no es más que "una nueva muestra del empecinamiento del Gobierno Valenciano por prohibir esta antigua modalidad de caza".

Por ello, han indicado que van a solicitar "de manera inmediata" entrevistas tanto con los representantes provinciales como autonómicos de la Conselleria para conocer los motivos por los que se rechazan todas las propuestas presentadas y, a través de diálogo, buscar una solución que permita a los cazadores de la provincia poder retomar esta práctica cinegética".

De hecho, han indicado que de la misma forma se van a iniciar contacto con las distintas formaciones políticas "para recabar su apoyo".

Desde la delegación castellonense de la Federación de Caza se ha calificado de "injusta e intolerable" la postura de la Generalitat "al cerrar de manera tajante todas las puertas para buscar una solución a la actual situación de la caza del 'parany', dejando a los cazadores en una situación de total indefensión".