Las Provincias

València, 16 sep (EFE).- El Ayuntamiento de València reclamará al Gobierno central que los próximos presupuestos del Estado incluyan el contrato-programa, como el que tienen otras ciudades, para ayudar a financiar el transporte metropolitano, y recuerda que esta demanda está pendiente desde hace quince años.

Así lo ha manifestado hoy en declaraciones a los periodistas el concejal del Área de Movilidad Sostenible y Espacio Público de Valencia, Giuseppe Grezzi, quien ha asistido junto al alcalde de la ciudad, Joan Ribó, a la inauguración de la segunda edición de la Feria de la Movilidad Sostenible en la plaza del Ayuntamiento, dentro de las actividades de la Semana de Movilidad Sostenible.

Grezzi ha asegurado que "hablaremos al Gobierno para que València sea igual que el resto de la ciudades" que sí que disponen de este contrato con el Estado, un tema que "ha de estar sobre la mesa en los próximos presupuestos" generales y que ha recordado está pendiente desde hace quince años.

Por su parte, Joan Ribó ha lamentado que el Consistorio sigue "sin noticias" del contrato-programa, y que éste será uno de los temas que abordará la próxima semana en el debate del estado de la ciudad porque "hace mucha falta".

El alcalde ha defendido que "para tener un transporte público es imprescindible el contrato-programa", y ha asegurado que el Ayuntamiento "hará todos los esfuerzos que pueda por la EMT", porque considera que es un "elemento fundamental de la ciudad" y un servicio público importante para personas con problemas económicos.

"No es solo una cuestión de movilidad", ha aseverado, sino un "elemento fundamental para la calidad de vida de la ciudad", y ha agregado que continuarán también trabajando para que la Generalitat intervenga económicamente en el servicio.

Por otra parte, el alcalde ha destacado que la movilidad es un elemento "clave" para cualquier ciudad, y que el Ayuntamiento de València tiene una apuesta "clara" en esta materia y para la mejora del transporte público.

"Hemos mejorado la EMT y los datos son muy claros, en 2016 fuimos la ciudad donde más creció el número de usuarios del transporte público", ha destacado.

Del mismo modo ha señalado que el consistorio seguirá apostando por las nuevas formas de movilidad, como la bicicleta y el patinete, para que las personas que se desplazan por estos medios "estén seguras y no tengan conflictos con los coches" y los viandantes.

Ribó ha destacado asimismo que cada vez está apareciendo más innovación en esta materia y hay una tendencia de las multinacionales del coche a pasar a híbridos, "que se está consolidando y es bueno ver las posibilidades".

"Queremos que València sea una capital de la movilidad sostenible", ha agregado, y ha recordado que el pasado año fue una de las diez ciudades de Europa calificadas como tal.

El concejal del Área de Movilidad Sostenible ha informado de que las actividades de la Semana de la Movilidad están sobre todo dedicadas "a las personas que no están del todo convencidas de que la movilidad sostenible mejora la calidad de la ciudad y la calidad de vida y que vean los avances para moverse por la ciudad de forma sostenible".

"Hay avances que están mejorando la ciudad, y la gente lo está apreciando", ha concluido Grezzi.