Las Provincias

Alicante, 2 ago (EFE).- El Hércules ha alcanzado la mitad de su pretemporada sin haber cerrado la llegada de al menos un delantero goleador, tras haber disputado a las órdenes de Gustavo Siviero tres partidos amistosos de los seis que tenía programados.

El club alicantino ha logrado dos victorias, contra el Orihuela y el Cieza, y un empate frente al Cartagena en unos partidos en los que el entrenador ha repartido los minutos y ha concedido protagonismo a varios jugadores de la cantera.

El Hércules, muy renovado en su línea defensiva tras la llegada del portero Ismael Falcón y de los centrales Samuel Llorca y Mikel Santamaría, mantiene en su plantilla a los jugadores creativos en el medio campo de las últimas temporadas, como Chechu Flores o José Luis Miñano.

La única asignatura pendiente del equipo herculano está en el ataque, aliviado ligeramente tras la reciente llegada a la plantilla de Julián Cerdá 'Juli', si bien el alcoyano no es un delantero de referencia sino una media punta.

El club alicantino aún está pendiente de la llegada de dos atacantes, lo que provocará inevitablemente la concesión de dos bajas de jugadores con contrato en vigor, ya que las dieciséis fichas profesionales están cubiertas.

Hasta el momento, los seis goles anotados por el equipo alicantino se los reparten canteranos como Alejandro Tarí y Pedja Daniel Muñoz y centrocampistas como Miguel Ángel Nieto y Miñano.

El Hércules, que debutará en la Liga el 20 de agosto ante el Olot en el estadio Rico Pérez, disputará aún tres nuevos compromisos más de pretemporada en los próximos días.