Las Provincias

València, 20 jun (EFE).- La Federación Valenciana de Empresarios del Transporte y la Logística (FVET) considera que la inestabilidad que afecta al Puerto de València repercute en el trabajo de las empresas de transporte vinculadas a la actividad portuaria y estima unas pérdidas de 1,2 millones de euros por cada jornada de inacción.

La FVET celebró ayer su asamblea general, en la que abordó esta cuestión y además refrendó su gestión económica, así como el trabajo desarrollado en la prestación de servicios al asociado y en la representación y defensa de los intereses del sector, según ha informado la Federación a través de un comunicado.

Esta entidad agrupa a un millar de empresarios valencianos que desarrollan su actividad en el sector del transporte y la logística en sus diversos subsectores y especialidades.

La formación, el servicio de asesoría de seguridad y el apoyo y asesoramiento a los empresarios transportistas en sus gestiones ante las diferentes Administraciones han constituido, en el último ejercicio, las principales líneas de actuación de FVET.

En el balance anual realizado ayer por FVET destacaron el acuerdo alcanzado en el Convenio Colectivo provincial del sector, así como el trabajo de representación de los transportistas valencianos ante el Comité Nacional del Transporte.

Asimismo, la asamblea de FVET constata "con inquietud" que la mejoría de la actividad económica general que se ha producido durante el último año y medio "no impacta en la rentabilidad del sector".