Las Provincias

València, 20 jun (EFE).- Los accesos al puerto de València por la carretera V-30 presentan colas de un kilómetro en una jornada en la que no hay convocada huelga de estibadores, por lo que se acumula la entrada de vehículos tras los paros de ayer.

Fuentes del Centro de Gestión de Tráfico han informado de que, desde primeras horas de la mañana, se están produciendo retenciones de camiones en la principal vía de acceso para los vehículos pesados, que llegan a alcanzar un kilómetro para poder acceder a las instalaciones portuarias.

La jornada de huelga de ayer, con paros en horas alternas, fue seguida por la totalidad de los estibadores y respetando los servicios mínimos, según fuentes de este colectivo.

La jornada de hoy, en la que no se contemplan paros de los estibadores, se ha iniciado con una importante afluencia de camiones, lo que ha provocado colas de un kilómetro en la V-30 en dirección al puerto.