Las Provincias

València, 19 jun (EFE).- El concejal de Desarrollo Urbano y responsable del Ciclo Integral del Agua, Vicent Sarriá, se ha reunido hoy con el decano del Colegio Oficial de Ingeniero Industriales y el escultor Miquel Navarro para devolver a la fuente conocida popularmente como "la Pantera Rosa" su aspecto original.

La fuente, ubicada en la calle Filipinas y conocida popularmente con el apelativo del personaje animado, había perdido hace tiempo su tonalidad original en rojo y el anterior gobierno ordenó pintarla con una capa de color rosado, atendiendo al nombre con el que es conocida "pero sin respetar el color original con el que su autor la entregó a la ciudad", según Sarriá.

Esta circunstancia, unida a los efectos del paso del tiempo y su ubicación en un entorno afectado por una gran presión de tránsito rodado, ha desdibujado el aspecto que debería lucir una de las fuentes más emblemáticas de la ciudad, según un comunicado del Ayuntamiento.

Tras la reunión de Sarriá con el autor de la escultura-fuente, Miquel Navarro, y el representante del Colegio Oficial de Ingenieros Industriales de Valencia, el edil se ha comprometido a recuperar la imagen de la fuente, "una imagen que nunca debió perder", ha afirmado.

Aprovechando la mejora del entorno de la fuente que conllevará la ejecución de la primera fase del Parque Central, se hará una puesta a punto de la misma: se repintará con su color rojo original y se mejorará la iluminación.

"Con todo ello -ha concluido el concejal- esta fuente pasará a formar parte de una de las zonas más destacadas de la ciudad, y podrá ser contemplada con todo su esplendor, manteniéndose fiel a la idea original del autor".

Según recuerda el Ayuntamiento, la fuente fue inaugurada en 1984 en conmemoración por la llegada a Valencia de las aguas del Júcar a través del canal Júcar-Turia.

El nombre propuesto originalmente para ella, Fuente Pública, fue rápidamente sustituido por el apelativo popular de "la Pantera Rosa", por su forma y tonalidad.