Las Provincias

Alicante, 19 jun (EFE).- La conductora de 41 años bebida y sin carné de conducir que ayer atropelló a un ciclista al sur de la provincia de Alicante antes de darse a la fuga había chocado con otro turismo poco antes, un accidente de menor consideración del que también huyó.

Fuentes de la investigación han aclarado hoy a Efe de que el atropello que ha dejado muy grave a un ciclista marroquí de 30 años no tuvo lugar en el término municipal de Bigastro, como se informó en un principio, sino en el cercano de Guardamar del Segura.

Concretamente, ocurrió sobre las 8 horas de ayer en el kilómetro 2,7 de la CV-920, que une Guardamar y Rojales, muy cerca del acceso proveniente de la N-332, donde precisamente tuvo lugar el percance anterior.

Este siniestro previo, que se produjo sobre las 7.15 horas en el kilómetro 68 de la N-332, consistió en una colisión entre el coche que conducía la finlandesa, un Seat Ibiza, y un Ford Focus, el cual únicamente arrojó daños materiales, pese a lo cual la mujer emprendió la huida.

La conductora fue detenida por la tarde y, pese a las horas transcurridas, arrojó un resultado positivo de alcoholemia.

Esta mañana ha pasado a disposición del juzgado de Instrucción número 2 de Torrevieja por los supuestos delitos de omisión del deber de socorro, conducción bajo la influencia de bebidas alcohólicas y por carecer de permiso de conducir.

Por su parte, el ciclista atropellado sigue muy grave en la UCI del hospital comarcal de Orihuela, donde se estudia su posible trasladado a un centro sanitario de referencia, probablemente Elche o Alicante.