Las Provincias

València, 19 mar (EFE).- El PSPV solicitará el establecimiento de "medidas de choque" para evitar la desprotección de las áreas naturales afectadas por la sentencia que anuló "uno de los últimos decretos de Isabel Bonig como titular de la Conselleria de Medio Ambiente sobre medidas de protección de espacios naturales".

Así se recoge en una proposición no de ley presentada por el grupo socialista en Les Corts, en la que insta a la Conselleria actual a "solventar la situación de desprotección de diez áreas de la Red Natura 2000, limítrofes con parques naturales de la Comunitat, ha informado el partido en un comunicado.

Para el PSPV-PSOE, "es fundamental dotar de mayor cobertura a los espacios acogidos a la Red Natura 2000, que suelen ser espacios antesala a los parques naturales, como ocurre en lugares como Sierra Mariola o la Font Roja, en la provincia de Alicante".

Los socialistas consideran necesario que la Conselleria "haga un esfuerzo extraordinario para cubrir las "miserables condiciones en que hemos encontrado los espacios naturales, Zonas de Especial Conservación (ZEC) y Zonas de Especial Protección para las Aves (ZEPA) y ataje de manera integral la protección de estas zonas".

Asimismo, se le pide que acelere los mecanismos de gestión y protección y asegure un modelo de gestión propio del siglo XXI, donde la naturaleza "no es un bien comercializable, como lo era para el PP, sino un valor social y colectivo a preservar para las futuras generaciones".

Según el diputado socialista David Cerdán, la respuesta de la justicia al grupo Ecologistas en Acción, quien interpuso el recurso, demuestra "la nefasta gestión del PP en materia de preservación y conservación" de espacios naturales y confirma "la nefasta gestión que hizo la hoy máxima responsable del PPCV, Isabel Bonig".

Para el PSPV-PSOE, lo más "urgente" es establecer las herramientas administrativas que protejan los espacios naturales de la desembocadura del río Mijares, el Desert de les Palmes, el Fondo d'Elx-Crevillent, la marjal de Pego-Oliva, las Lagunas de La Mata y Torrevieja, las Sierras de Mariola y del Carrascal de la Font Roja, la Sierra Calderona, las Salinas de Santa Pola, la Sierra de Espadà y las Hoces del Cabriel.

Cerdán ha explicado que el decreto por el que se declaran como Zonas de Especial Conservación diez lugares de Importancia Comunitaria coincidentes con Espacios Naturales Protegidos, y se aprueban las normas de gestión para dichos lugares y para diez zonas de Especial Protección para las Aves (ZEPAS) "en realidad consagraban una desprotección".

Ha indicado que, tal y como determina el Tribunal Superior de Justicia, el decreto supone "una relajación en las medidas de protección, la insuficiencia de dotación económica y la falta de interés en la gestión de estos espacios".