Las Provincias

Valencia, 1 dic (EFE).- Los jóvenes conductores de las tres provincias de la Comunitat Valenciana obtienen un aprobado en seguridad vial, y, en concreto, los de Castellón alcanzan una calificación de notable, según un estudio de la Asociación Empresarial del Seguro (Unespa).

El informe "Juventud al volante: Por qué es necesario ser prudente" analiza la conducción de los jóvenes de entre 18 y 35 años y diferencia los accidentes en función de su gravedad.

De esta forma, se han considerado graves aquellos siniestros donde alguna persona resultó herida o fallecida, y leves aquellos en los que solo se produjeron daños materiales.

Asimismo, se ha establecido un sistema de evaluación del 1 al 10 para medir la probabilidad de accidente entre los jóvenes de las diferentes provincias, ponderando la cantidad de siniestros ocurridos en función del número de vehículos registrados en cada territorio.

De esta forma, los jóvenes conductores de Castellón obtendrían una nota de 7,2 sobre 10, con lo que se situarían en la posición decimoquinta de provincias españolas, mientras que los valencianos obtendrían un 6,1 y los alicantinos un 6.

El estudio divide la población joven por sexos, y concluye que hay escasa diferencia entre las calificaciones obtenidas por mujeres y hombres.

Así, las jóvenes conductoras de Castellón obtienen un 7,1, las de Valencia un 6,1 y las de Alicante un 5,8, mientras que los jóvenes castellonenses alcanzan el 7,2, los alicantinos un 6,1 y los valencianos otro 6,1.

En cuanto a accidentes graves, Castellón se encuentra en la zona de suspenso alto, con un 4,3 para mujeres y un 4,6 para hombres, mientras que Valencia obtiene un suspenso, con un 3,6 para mujeres y un 3,4 para hombres, al igual que Alicante, con un 2,9 para mujeres y la misma nota para hombres.

Por otra parte, las tres provincias valencianas aprueban en el apartado de accidentes leves, con unas calificaciones para conductoras que abarcan del 5,3 para las valencianas, 5,4 para las alicantinas y 6 para las castellonenses.

Asimismo, los jóvenes de Castellón obtienen un 6,1, los de Alicante un 5,7 y los de Valencia un 5,4.

En cuanto al conjunto de España, los datos muestran que los jóvenes conductores de la provincia de Huesca fueron los mejores del país, con un 8,9, mientras que por encima de ocho puntos se situaron también los jóvenes conductores de Ciudad Real y Guipúzcoa.

Asimismo, con calificaciones notables se situaron los jóvenes conductores de Zamora, Cuenca, Segovia, Zaragoza, Ávila, Soria, Girona, Tarragona, Teruel, Cáceres, Albacete, Castellón, Lleida y Palencia.

Otras conclusiones muestran que "a mayor experiencia, menor accidentalidad", ya que esta se reduce en conductores que han tenido el carné de conducir durante más años, y que los conductores de vehículos de dos ruedas son más proclives a sufrir accidentes con daños corporales.