Las Provincias

Valencia, 18 oct (EFE).- El secretario de Estado de Infraestructuras, Julio Gómez-Pomar, ha manifestado hoy en Valencia que el Ministerio "va a examinar, valorar su conveniencia y el coste" de la petición de la Generalitat de desviar el tráfico por la AP-7 durante las obras de la A-7 en la Vall d'Uixó.

Gómez-Pomar ha hecho estas declaraciones a preguntas de los periodistas tras su intervención en una jornada empresarial organizada por Editorial Ecoprensa con motivo del aniversario de elEconomista.es, y ha añadido que "una vez examinada" la propuesta, el Ministerio tomará una decisión y lo hablará con la Generalitat ya que sería necesaria una participación financiera de la Comunitat.

Según ha señalado, Fomento está evaluando la propuesta pero ha precisado que "nunca se ha llevado a cabo la exención de peaje por la realización de unas obras necesarias de larga duración", y que esta medida se ha adoptado "sólo ante incidentes puntuales, pero no en la gestión de una obra".

Gómez-Pomar ha recordado que se han dado algunos casos anteriores de bonificación de peajes por el desvío del tráfico de camiones o por el papel de circunvalación de la autopista, en el caso de La Rioja, y en todos ello "hay una participación financiera de la comunidad autónoma, dado que repercute en el ámbito autonómico".

El secretario de Estado ha asegurado que el Ministerio va a examinar la propuesta de la Conselleria de Obras Públicas, "valorar la conveniencia, el coste y una vez examinado tomaremos una decisión y los hablaremos con la comunidad autónoma".

Ha precisado asimismo que hay que tener en esta cuestión "una visión de Estado", ya que sería establecer un criterio de funcionamiento que "puede tener una amplía repercusión y hay que estudiarlo con detenimiento".