lasprovincias.es
Miércoles, 22 octubre 2014
sol
Hoy 10 / 20 || Mañana 6 / 18 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > > >
La juez procesa a Blasco por prevaricación, malversación y tráfico de influencias

CASO COOPERACIÓN

La juez procesa a Blasco por prevaricación, malversación y tráfico de influencias

La instructora termina la investigación de parte del fraude de las ONG y da traslado a la Fiscalía para que solicite la apertura de juicio oral

18.05.13 - 11:37 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios

La magistrada del TSJ Pía Calderón ha finalizado la investigación de las subvenciones concedidas a la Fundación Cyes, en teoría, para proyectos de ayuda al Tercer Mundo. Sólo un 3% de los 1,8 millones de euros concedidos fueron a parar a proyectos al desarrollo. El resto se invirtió en la compra de inmuebles o se destinó a sociedades del cabecilla de la red, el empresario Augusto César Tauroni.

La instructora ha dictado el auto de procedimiento abreviado que, en la práctica, equivale al procesamiento. La magistrada mantiene la imputación contra el exconseller y diputado en Les Corts, Rafael Blasco, y sostiene que «sería responsable» de los delitos de tráfico de influencias, prevaricación, malversación de caudales públicos y falsedad documental. En este último supuesto, como inductor. Otros altos responsables de la Conselleria de Solidaridad durante la etapa de las irregularidades, como Alejandro Catalá, Josep María Felip, Marc Llinares o Tina Sanjuán se mantienen como imputados.

El auto de la instructora, de casi 100 páginas, detalla todas las deficiencias e irregularidades en la concesión de ayudas a la citada ONG. De hecho, nunca debieron aprobarse. Ni tenía sede en la Comunitat ni acreditó experiencia previa. Los fondos transferidos se gastaron fundamentalmente de la siguiente forma: 806.000 euros en la compra de inmuebles en la avenida Ausias March y otros 456.000, facturados a una empresa de Tauroni por supuestos trabajos. A la alcaldía de Totogalpa (Nicaragua), en cambio, sólo llegaron 43.000 euros.

La ausencia de los anteriores requisitos pudo ser vencida gracias «a la intervención activa» de responsables de la conselleria. La magistrada recuerda el «entorno de presión» a los técnicos por parte del entonces conseller. «Los miembros fueron llamados y censurados por Blasco». Este les amenazó con revisar todos los expedientes por si encontraba alguna irregularidad, y les exigió la entrega del acta, que los técnicos habían retenido por la falta de los requisitos.

Una concesión «injusta»

La magistrada descarta que las subvenciones pudieran haberse concedido sobre la base de «criterios amplios de interpretación». Cyes las obtuvo «de modo injusto y tras eludir la fase de control administrativo». Esta arbitrariedad «parece haber contado con el conocimiento, favor y participación de Blasco, quien acudió a personas de su confianza para allanar el camino de la concesión de los proyectos presentados».

La instructora concluye que parece difícil que «tan singular e irregular procedimiento se realizar sin su conocimiento». Y más, cuando tal y como dijo Felip, «no se le escapaba detalle de lo que allí ocurría».

La Conselleria de Solidaridad cerró en falso los expedientes de los grandes proyectos de Cyes, según el auto. De nuevo, por un «ejercicio de arbitrariedad» cometido por los funcionarios de la confianza del conseller y por el propio Blasco.

Así, se terminaron dando el visto bueno a facturas que vulneran la legalidad. Por ejemplo, se aceptaron facturas -las de la empresa de Tauroni- antes del inicio de ejecución del proyecto. De igual modo, se incluyeron algunas por bienes que nunca figuraron en el proyecto. La más llamativa, una de paneles solares. Incluso se autorizaron otras en las que Cyes no figura como pagador y ni siquiera se conoce de dónde procedió el desembolso.

El conseller permaneció «deliberadamente inactivo» tras conocer -como conocía- la problemática de las subvenciones «haciendo caso omiso» del Síndic de Comptes, que le recomendó que recabara de la fundación otra documentación complementaria.

La magistrada ha dado traslado de este escrito a las partes. Ahora, la Fiscalía deberá solicitar la apertura de juicio oral y las penas que solicita. El juicio podría celebrarse después del verano.

En Tuenti
Videos de Política
más videos [+]
Política
Más imágenes destacadas de 1982
Las fotos de la pantanada de Tous de 1982 y sus consecuencias
Síguenos en ·
lasprovincias.es